Martino mostró una selección Mexicana con todas sus piezas en su lugar y así le ganó a Países Bajos

Ricardo Gutiérrez
·3  min de lectura
(L to R) Stefan de Vrij of Holland, Jesus Manuel Corona of Mexico, Hans Hateboer of Holland during the friendly match between the Netherlands and Mexico at the Johan Cruyff Arena on October 07, 2020 in Amsterdam, Netherlands. ANP MAURICE VAN STEEN (Photo by ANP Sport via Getty Images)
(Photo by ANP Sport via Getty Images)

No, no fue un partido “molero”, se buscó un buen sinodal, una de las intermitentes potencias europeas con estrellas consagradas en varios clubes importantes del viejo continente. Países Bajos buscaba igual desentumecer a sus jugadores y mostrar al mundo al flamante Frank de Boer quien sustituyó a Ronald Koeman quien dejó al combinado naranja para ir al Barcelona.

De Boer aseguró que le iba a dar continuidad a la idea futbolística de Koeman y así fue, lo que dio paso a un lucimiento de un equipo mexicano que sorprendió a por sus individualidades que demuestran el excelente momento por el que pasan. Jugar en casa, en Ámsterdam no fue motivo suficiente para ver a una ‘Naranja mecánica’ provocadora y creativa.

Servirá como tema de conversación por días, pero ‘Tecatito’ Corona demostró por qué el Porto le fijó una fuerte cantidad en una cláusula de rescisión en su contrato para que no se fuera del club en el recientemente cerrado mercado europeo de transferencias.

Simplemente fue el mejor, el que quiso brillar, el que no se puso nervioso, el que desequilibró, el que puso balones, el que dribló, el que forzó a De Boer a asignarle dos defensas y en ocasiones tres para que no dejara en ridículo a sus dirigidos. Solo faltó el gol, pero sabemos que ese no es el fuerte de Corona.

Mexico's players celebrate after scoring a goal during the friendly match between the Netherlands and Mexico at the Johan Cruyff Arena on October 7, 2020, in Amsterdam. (Photo by MAURICE VAN STEEN / ANP / AFP) / Netherlands OUT (Photo by MAURICE VAN STEEN/ANP/AFP via Getty Images)
(Photo by MAURICE VAN STEEN/ANP/AFP via Getty Images)

Gerardo Martino se ha tomado el tiempo debido y sobre todo la seriedad, para situar en su posición natural a los seleccionados mexicanos. No es necesario cambiar de color en los bolígrafos o experimentar posiciones y rotar jugadores. No. Martino sabe ya, bien a bien, para qué sirve cada elemento tricolor y los colocó como en un perfecto rompecabezas.

Su esquema no cambió aún con la salida y entrada de jugadores. Dos puntas creativas y un centro delantero letal. El ‘Tata’ es fuerte en sus elecciones. Govea, quien es figura en el S. V. Zulte Waregem de Bélgica, tuvo la confianza y entró unos minutos. Los jugadores de la MLS, como Pizarro y dos Santos hicieron un gran papel, un buen y sorprendente primer tiempo del primero y breves destellos del segundo en la parte complementaria. Gallardo, Montes y en la portería Talavera, ejecutaron bien sus posiciones, también notables actuaciones. Herrera deberá apostar por más minutos en el Atlético de Madrid y volver a ser protagonista en la selección Mexicana, tuvo una primera mitad para el olvido, pero mostró mucho mejor juego al segundo tiempo que no terminó.

El gol llegó más como recompensa por la insistencia mexicana, que por las grandes jugadas individuales. De hecho el penalty con el que se logró esa anotación fue resultado de una jugada en la que no se sancionó fuera de lugar. Pero son detalles, México había propuesto y animado el ataque desde el principio. Simplemente no dejó jugar a la selección local que lució sin pies ni cabeza.

Holanda pensó que en los cinco minutos finales podría empatar y por poco lo hace al minuto 87. De Boer se enfrenta a una selección naranja reunida al vapor con la idea de Koeman. Le tomará algunos meses formar un combinado armado a sus ideas.

México arrancó suspiros, sonrisas y sobre todo, entretuvo, satisfizo a una afición aún en su mayoría encerrada por la pandemia, ávida de ver a su selección ganar estos y también partidos ‘moleros’ y sobre todo hacer un buen papel en eventos oficiales. Cada ciclo tiene sus partidos de idilio. Merecemos disfrutar al máximo éste.

Seguramente también te puede interesar:

Wolverhampton: el club de la Premier League con poder chino, acento portugués y una historia de estrategia y negocios

Un luchador de UFC se arregla la nariz rota en pleno combate ante la perplejidad de su rival

Con estadios vacíos, la Liga Premier le añade sabor y gusto a la estrategia comercial y le funciona muy bien

Video: AMLO Pronostica la final de Grandes Ligas