Chivas TV, crónica de una muerte anunciada

Jorge Vergara, Fundador del Grupo Omnilife y dueño de las Chivas de Guadalajara. Foto: AP

Sí, llegamos a ese ciclo de la vida de otro negocio que Jorge Vergara inventa o “innova” que vuelve a fracasar… Chivas TV seguirá en funcionamiento, pero qué creen, el ‘Rebaño Sagrado’ regresó a la TV con TDN (Televisa Deportes Network).

Hace ya algunos meses, Chivas terminó contrato con Televisa, empresa que según Jorge Vergara, dueño de las Chivas, maltrató al ‘Rebaño’ al ponerlos en malos horarios, y sin ponerle mucha atención y promoción a uno de los equipos con más convocatoria en México y el único que juega con puros futbolistas mexicanos en la Liga MX.

A raíz de eso, Vergara decidió no renovar el contrato con la televisora mexicana y se dio a la tarea de buscar quién le pagaría los derechos para transmitir los partidos de Chivas en territorio nacional, un idilio que nadie quiso pagar, ya que quería cobrar muy caro… Y ahí es dónde llega la “maravillosa” idea de hacer Chivas TV, un producto nuevo o diferente en nuestro país, Vergara tomó como ejemplos diferentes proyectos como Manchester United o Real Madrid TV que tienen diferentes programas o incluso por alguna remuneración puedes ver las repeticiones de partidos o partidos en vivo en la computadora, móvil o smart tv.

Pero en México, con su economía, su gente y el que básicamente todo lo podemos ver “gratis”, esa idea fue criticada por los expertos desde un principio, como una medida mal tomada y que afectaría a sus aficionados, ya que si no van a un estadio y ahora tendrían que pagar por verlos en TV, aunado a que es un mal producto (el fútbol mexicano en lo global), pues la gente no pagaría por un PPV.

Después del anuncio y las críticas, Chivas siguió con su proyecto, así es como comenzó a transmitir cobrando desde 125 hasta 500 pesos por partido, una cuota que fue realmente criticada al ser muy alta para el espectáculo que otorgaba, pero eso solamente fue la punta del iceberg, ya que cuando iniciaron las transmisiones, eran de mala calidad, con problemas de la red, se saturaba su servidor y se cortaban los partidos, lo que dio como resultado quejas, demandas e intervención del gobierno por la parte de la Secretaría del Consumidor, obligándolos a pagar multas y buscando la manera de quedar bien con sus seguidores y clientes.

CHIVAS TV. Foto: @chivas / Twitter

Después de eso vieron la manera de poder arreglar el problema y se unieron a Claro video para mejorar los problemas técnicos, algo que no sucedió, al menos directamente a suscriptores de Chivas, ya que las transmisiones del equipo seguían y siguen con problemas, mientras que el usuario de Claro podría observar a sus equipo sin mayor problema, pero el tráfico y las vistas siguen sin ser el necesario que una marca como Chivas necesita, por lo que tomaron la decisión de regresar con sus ex socios comerciales en Televisa.

El contrato se da hasta 2019 y los partidos del equipo rayado serán por TDN (canal de cable de Televisa), por Las Estrellas Latinoamérica y por la plataforma estilo Netflix que tiene el consorcio mexicano Blim.

Sí, es cierto, las Chivas no se desvincularon del todo de Televisa, ya que sus partidos que son transmitidos en Estados Unidos, son pasados por Univisión, la cual pertenece a la empresa mexicana en un 40%, el regreso de Chivas al tan criticado ex socio o ahora de nuevo socio, es un movimiento que pone básicamente con un pie en la tumba esa plataforma tan criticada y advertida por los expertos como un fracaso, llamada CHIVAS TV

Y como dice un viejo refrán mexicano, “dicen más rápido cae un hablador, que un cojo” y en el caso del dueño de las Chivas y de su presidente, es un dicho recurrente en más de una década con el tan maltratado “Rebaño Sagrado”.

También te puede interesar:

Guadalajara el “Rey de Copas”

Tres personas que han cambiado a Chivas