Woods y McIlroy defienden la dificultad del Old Course que "resiste la prueba del tiempo"

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·2  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Rory McIlroy y Tiger Woods, grandes figuras del golf internacional que participarán de la edición 150 del British Open, reconocieron la dificultad del desafiante Old Course de St. Andrews y esperan puntajes bajos durante el fin de semana en Escocia.

"Cincuenta y nueve son 13 bajo par en este campo de golf. Hay 7,300 yardas. Tiene greens que van de 10 y medio a 11 (velocidad considerada media), tiene fairways donde la pelota rebota 50 yardas si es golpeada y más si atrapa la pendiente. Te diré qué pasa si alguien tira eso (13 bajo par), seré la primera persona en el green 18 en estrecharle la mano porque ha jugado un golf excepcional", dijo McIlroy.

Woods no es ajeno al éxito en St. Andrews, donde consiguió la victoria en un par de oportunidades para pertenecer a un club exclusivo junto a Bob Martin, JH Taylor, James Braid y Jack Nicklaus como los únicos jugadores en ganar dos Abiertos en la casa del golf.

El estadounidense, que viene luchando contra las lesiones y los temores de retirarse para participar en lo que podría ser su último British Open, se hizo eco de los sentimientos de McIlroy cuando describió los desafíos que se avecinan.

"Incluso con los avances tecnológicos, este campo de golf aún resiste la prueba del tiempo. Todavía es muy difícil, y obviamente depende del clima. Tienes los vientos como lo hicimos hoy, es una prueba increíble", declaró Woods.

Y agregó: "En el 10, golpeé un hierro seis desde 120 yardas. Estaba soplando muy fuerte. Así que simplemente no lo entiendes, simplemente no tienes oportunidades de pegar tiros así en ningún otro lado. Por otra parte, si tienes un día tranquilo en este campo de golf, puedes ver que algunos jugadores probablemente tengan cuatro o cinco putts de águila. Depende del clima".

"Los fairways, creo que en este momento, son más rápidos que los greens. Por lo tanto, es divertido, cuando golpeas algunos de los tiros con chip y algunos de los golpes y carreras, tienes que permitir más velocidad al principio, luego jugar para los descansos cuando dieron en el green", continuó.

"De nuevo, con la cantidad de pendiente que hay en estos greens, si los alcanzan demasiado rápido, no se puede jugar cuando se levanta el viento. Vimos eso cuando Louis Oosthuizen ganó. Tuvimos un final. No queremos que eso suceda. Y es comprensible por qué son un poco más lentos", cerró.

Foto: Getty Images

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.