Wimbledon: Carlos Alcaraz no pudo con Jannik Sinner y Novak Djokovic sigue su ruta implacable

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·5  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
Jannik Sinner, el ganador del día; el italiano superó a Carlos Alcaraz y pasó a los cuartos de final de Wimbledon
Jannik Sinner, el ganador del día; el italiano superó a Carlos Alcaraz y pasó a los cuartos de final de Wimbledon

El sueño del joven maravilla del tenis español en el vérde césped deberá esperar. Carlos Alcaraz se despidió de Wimbledon con una derrota frente al italiano Jannik Sinner, que lo doblegó por 6-1, 6-4, 6-7 (8-10) y 6-3 en el court central. El murciano, de 19 años, no jugó bien, fue claramente superado por Sinner, mucho más consistente en su juego, aunque al italiano le costó cerrar el partido, y recién pudo festejar en el sexto match-point. En su segunda participación en el pasto londinense -el año pasado había perdida en segunda ronda con Medvedev-, el número 7 del mundo no pudo mostrar su juego intenso y arrollador.

“Jannik ha jugado increíble, es un rival muy duro y muy difícil de ganar”, reconoció Alcaraz. “Empecé muy nervioso. Jugar en el court central no fue fácil para mí, Jannik gestionó mejor esa presión. Tengo que aprender a manejar mejor los nervios”, afirmó el murciano, impresionado por los partidos históricos que se han disputado en la Catedral, justo en el día en el que se celebró su centenario. De todos modos, afirmó: “No tenía muchas expectativas y me voy con la cabeza alta, habiendo jugado un buen partido, sabiendo lo que tengo que mejorar”.

Spain's Carlos Alcaraz returns the ball to Italy's Jannik Sinner during their round of 16 men's singles tennis match on the seventh day of the 2022 Wimbledon Championships at The All England Tennis Club in Wimbledon, southwest London, on July 3, 2022. (Photo by Adrian DENNIS / AFP) / RESTRICTED TO EDITORIAL USE
Spain's Carlos Alcaraz returns the ball to Italy's Jannik Sinner during their round of 16 men's singles tennis match on the seventh day of the 2022 Wimbledon Championships at The All England Tennis Club in Wimbledon, southwest London, on July 3, 2022. (Photo by Adrian DENNIS / AFP) / RESTRICTED TO EDITORIAL USE - Créditos: @ADRIAN DENNIS

Del otro lado, en apenas su segunda participación en Wimbledon, Sinner rindió a pleno y se convirtió en el jugador más joven en cuartos de final en ocho años, desde que Nick Kyrgios alcanzó esa etapa en 2014. “Por supuesto es uno de mis logros más importantes. No me lo esperaba porque no venía jugando bien en césped, pero aquí fue mejor partido a partido. He tratado de adaptarme y el público me ayudó muchísimo”, destacó el italiano, que ahora está 13° en el ranking pero fue 9° en la clasificación semanal, y a los 20 años, junto con Alcaraz (19) son de los más jóvenes en la elite del tenis.

Sinner llega por tercera vez en su carrera a los cuartos de final en un Grand Slam, instancia que alcanzó en Roland Garros 2020, y en el Australian Open en enero pasado. La misión de llegar a las semifinales lo pone de frente ante un adversario de altísima exigencia: Novak Djokovic.

Seis veces campeón de Wimbledon, el serbio se quitó de encima al neerlandés Tim van Rijthoven por 6-2, 4-6, 6-1 y 6-2. Más allá de ese lapsus en el segundo set, Djokovic estiró su gran racha en el All England, donde lleva 25 triunfos seguidos. Su último tropiezo fue ante el checo Tomas Berdych en los cuartos de final en 2017.

Sin Andy Murray, la esperanza local aún se sostiene con un protagonista inesperado: Cameron Norrie. El zurdo, 12° del ranking y entrenado por el argentino Facundo Lugones, avanzó por primera vez a los cuartos de final al ganarle al estadounidense Tommy Paul por 6-4, 7-5 y 6-4. “Al comienzo del torneo la prensa me decía: sis el británico de mejor ranking, hay un montón de presión y de expectativas sobre tus hombros. Desafortunadamente, soy el último (británico) que queda. Pero creo que también es una buena razón para que todos me apoyen. La atmósfera estuvo increíble hoy y me ayudó un montón”, destacó Norrie, de 26 años, nacido en Sudáfrica y cuyo mejor logro es el título que ganó en el Masters 1000 de Indian Wells en 2021. En cuatro participaciones previas, recién el año pasado había llegado a la tercera rueda. Su rival en busca de las semifinales es el belga David Goffin, que en un partidazo remontó para vencer por 7-6 (7-3), 5-7, 5-7, 6-4 y 7-5 al estadounidense Frances Tiafoe.

La euforia de Cameron Norrie; el pupilo del argentino Facundo Lugones ya está entre los ocho mejores de Wimbledon
La euforia de Cameron Norrie; el pupilo del argentino Facundo Lugones ya está entre los ocho mejores de Wimbledon - Créditos: @SEBASTIEN BOZON

En la rama femenina, la alemana Tatjana Maria prolongó su fantástico momento. Desde el puesto 103° del ranking, de 34 años y madre de dos pequeñas -Charlotte y Cecilia- a las que llevó al torneo, ya está en los cuartos de final al ganarle por 5-7, 7-5 y 7-5 a Jelena Ostapenko, la campeona del Abierto de Francia de 2017, luego de salvar dos match-points en el segundo set ante la duodécima preclasificada. Maria llega por primera vez en su carrera a los cuartos de final de un torneo de Grand Slam, y buscará meterse en las semifinales cuando se enfrente con otra de las revelaciones: su compatriota Jule Niemeier, de 22 años y debutante absoluta en el All England, que eliminó por 6-2 y 6-4 a la británica Heather Watson. Ya en la segunda semana de Wimbledon, apenas dos de las primeras 15 cabezas de serie siguen adelante en el cuadro femenino, incluida una una campeona de Gran Slam, la rumana Simona Halep.

“Siempre tuve la fe de que en algún momento iba mostrar lo que yo soy capaz. Estoy feliz por haber podido remontar este partido, estoy muy orgullosa. Me dije a mí misma: si el público confía en mí, yo también puedo hacerlo”, destacó Maria, que viajó al torneo con su entrenador y esposo, Charles, y venía de dejar fuera de carrera a la griega Maria Sakkari, quinta del ranking mundial. Convertida en una suerte de Cenicienta, la alemana sigue adelante en el mejor torneo de su vida.

Otro cruce de cuartos de final será el que animarán la checa Marie Bouzkova -otra novata en cuartos de un Grand Slam-, que venció por 7-5 y 6-2 a la francesa Caroline Garcia, y la tunecina Ons Jabeur. La africana, tercera preclasificada. se impuso por 7-6 (11-9) y 6-4 a la belga Elise Mertens, y vuelve a estar dentro de las ocho mejores del césped británico.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.