US Open de golf: un final tan abierto que el torneo parece una película de suspenso

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·6  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
Will Zalatoris pega rodeado por el interés de los espectadores en Boston; el estadounidense ostenta la vanguardia en el Abierto de Estados Unidos de golf, compartida con el inglés Matt Fitzpatrick.
Will Zalatoris pega rodeado por el interés de los espectadores en Boston; el estadounidense ostenta la vanguardia en el Abierto de Estados Unidos de golf, compartida con el inglés Matt Fitzpatrick. - Créditos: @Charlie Riedel

Un año atrás, consiguió su primer Grand Slam. Jon Rahm, casi en silencio, en voz baja, a lo grande. El golfista español, de origen vasco, se consagró en el US Open, escribió su nombre en los libros de historia del deporte y se citó, a la distancia, con su admirado Severiano Ballesteros. Eran tiempos duros de pandemia, por lo que el sentimiento afloró aún más intenso. Se emocionó como un niño.

Con la voz entrecortada, decía: “Esto definitivamente fue para Seve. Sé que hablamos mucho de Seve en el Masters, pero yo sé que él tenía algo especial con este torneo, sobre todas las cosas”. Fue tan grande la gesta, que hasta la Casa Real lo felicitó, casi en el mismo camino que el genial golfista español, la leyenda, fallecido en 2011. “Ganar el US Open, ser el número 1 del golf mundial y dedicárselo a Seve Ballesteros muestra la grandeza de Jon Rahm. ¡Muchas felicidades por tu imponente triunfo en el US Open, fruto del trabajo, la superación y la confianza ante las dificultades!”, rubricaron desde las redes sociales. España entera fue un canto triunfal.

Jon Rahm tuvo un gran sábado, pero no le alcanzó para ser el líder, porque cometió un doble bogey en el hoyo 18.
Jon Rahm tuvo un gran sábado, pero no le alcanzó para ser el líder, porque cometió un doble bogey en el hoyo 18. - Créditos: @Julio Cortez


Jon Rahm tuvo un gran sábado, pero no le alcanzó para ser el líder, porque cometió un doble bogey en el hoyo 18. (Julio Cortez/)

Lo idolatran Rafa Nadal y Pau Gasol, nada menos. Y un año después, está a la caza del mismo premio. Se acaba un sábado espectacular, pudo ser el líder, pero... Sólo levanta la mano, agradecido, satisfecho, porque sabe que este domingo debe acabar la faena. Estuvo a tiro, pero exhibió serios problemas con un doble bogey en el hoyo 18 y terminó a un golpe de los punteros. Y sus rivales son leones enjaulados, dispuestos a todo. Y están un escalón arriba, Will Zalatoris, de Estados Unidos y Matt Fitzpatrick, de Gran Bretaña. Zalatoris, de 25 años, es recordado especialmente por su “travesura” de 2021, cuando se inspiró especialmente en la semana del Masters de Augusta. Con un juego que maravilló a la gente, terminó con -9, a un sólo un golpe del ganador, el japonés Hideki Matsuyama.

Zalatoris tiene ahora otra chance de llevarse un major. Se trata de un jugador calificado como “fuera de serie” por los expertos, con un coeficiente intelectual superior y que solía librar grandes batallas en las épocas juveniles con Jordan Spieth, que le lleva tres años.

De abajo hacia arriba: el inglés Matt Fitzpatrick, uno de los punteros en Boston.
De abajo hacia arriba: el inglés Matt Fitzpatrick, uno de los punteros en Boston. - Créditos: @ROB CARR


De abajo hacia arriba: el inglés Matt Fitzpatrick, uno de los punteros en Boston. (ROB CARR/)

Lo cierto es que cualquier cosa puede suceder en la definición, el fin de fiesta, previsto para hoy. Keegan Bradley, Adam Hadwin, Scottie Scheffler, Sam Burns, Rory Mcllroy, Joel Dahmen… todos están invitados a dar el zarpazo. Entre el viento y las mejores destrezas, se espera a un nuevo campeón, en el US Open de golf, el tercer Grand Slam de la temporada que se desarrolla en Brookline, Massachusetts, tras jugarse la tercera vuelta. El marco es sensacional: el público parece ser un protagonista más.

Los ganadores de los dos majors disputados hasta el momento en la temporada fueron Scheffler (Masters de Augusta) y el estadounidense Justin Thomas (PGA Championships).

El certamen, que no tiene jugadores argentinos ni tampoco al ídolo Tiger Woods, reparte 12 millones de dólares en premios y se juega en la cancha del Country Club de Brookline, Massachusetts (un exigente par 70 de 7264 yardas).

Los primeros 10 lugares de la clasificación tras la tercera vuelta

Los capítulos en Brookline confirmaron la tendencia de un fin de semana eléctrico, con las mayores figuras del golf a la caza del tercer torneo de Grand Slam de la temporada. Este era el escenario más deseado por el circuito de la PGA, para diferenciarse de su nueva competencia, la serie LIV Golf, respaldada por Arabia Saudita. Que ofrece los mayores premios de la historia del golf, la LIV Golf logró arrebatarle a la PGA algunos grandes nombres como los de Dustin Johnson, Phil Mickelson y Sergio García, pero todos ellos decepcionaron esta semana frente a sus ex compañeros del circuito.

Atrayendo numerosas miradas de rivales y aficionados, sólo cuatro de los 15 participantes de LIV Golf pasaron el corte del viernes. Entre los eliminados estuvieron dos de los mayores nombres del grupo: Phil Mickelson y Sergio García.

El circuito saudita ofrece a sus miembros las mayores bolsas de premios de la historia del golf, con US$ 25 millones en cada competencia de temporada regular, 7,5 millones más que el total que reparte este US Open..

Augusto Núñez, en el Wichita Open

El argentino Augusto Núñez hizo una vuelta extraordinaria de 61 golpes (-9), avanzó al cuarto puesto y quedó a cuatro tiros de la punta en el Wichita Open, realizado en Kansas, Estados Unidos, torneo del Korn Ferry Tour de la PGA que tiene 750.000 dólares en premios.

Augusto Núnez, el mejor de los argentinos que están compitiendo en Wichita por el Korn Ferry Tour.
Augusto Núnez, el mejor de los argentinos que están compitiendo en Wichita por el Korn Ferry Tour. - Créditos: @DYLAN BUELL


Augusto Núnez, el mejor de los argentinos que están compitiendo en Wichita por el Korn Ferry Tour. (DYLAN BUELL/)

Núñez suma 195 golpes (-15, comparte el cuarto lugar con tres jugadores) y quedó a cuatro del líder, el estadounidense Norman Xiong (-19). Segundo está el taiwanés Kevin Yu (-18), y tercero, el local Kyle Westmoreland (-16).

El tucumano y el puntero comparten, con esos 61 golpes, la mejor cifra en lo que va de campeonato. Marcos Montenegro, que ayer había quedado noveno y a la expectativa, este sábado hizo una vuelta de 75 y con un total de -4 cayó a la posición 56. El otro argentino que sigue en carrera, Martín Contini, comparte el 63er puesto, con -1.

Los restantes tres compatriotas que comenzaron el torneo no pasaron el corte clasificatorio de -4 establecido el viernes: Julian Etulain (-2), Nelson Ledesma (+1) y Fabián Gómez (+2). El torneo finalizará este domingo en la cancha de Crestview Country Club, de 6910 yardas y par 70.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.