Turmalina, o el desafío de correr en la montaña: historias de una travesía única, con el sueño de llegar hasta Tailandia

·12  min de lectura
Turmalina 2022, una carrera de ensueño
Turmalina 2022, una carrera de ensueño - Créditos: @ Charli Parrilla

“Siempre hay que tratar de ser el mejor, pero nunca creerse el mejor”, reflexionó hace tiempo el más grande corredor de autos que tuvo nuestro país. Y hasta el centro de la Argentina, en la región más norte del Valle de Punilla en Córdoba, viajaron los mejores corredores a pie, para medirse en el Campeonato Nacional de montaña. Se realizó en la sexta edición de Turmalina, la carrera donde todos intentaron, como decía Juan Manuel Fangio, ser el mejor, sin creerse el mejor. Así corrieron y así viven, piensan y sienten, los mejores corredores de montaña de la Argentina.

Paisajes de Turmalina
Paisajes de Turmalina - Créditos: @ Charli Parrilla


Paisajes de Turmalina ( Charli Parrilla/)

Pero antes de encontramos con los mejores, donde hallaremos un ingeniero civil, una enfermera que fue soldado y un vendedor de viandas caseras, hay que confesar por qué corrían. Del otro lado del arco de llegada se encontraba la clasificación al Mundial de montaña, en Tailandia. La distancia que los enfrentaba fueron 39 km en una de las carreras más importantes del calendario: Turmalina. Y mientras el sábado a la noche, arriba del escenario del cine de Capilla del Monte, presentaban a una veintena de los mejores, al otro día a las 6.30 de la mañana, mucho antes del que el sol asomase por detrás del cerro Uritorco, había llegado el momento de bajarse del escenario y demostrar quién lograba la mejor actuación.

// // //

“Se me cayó la linterna por el kilómetro 6, en el arroyo seco, perdí las pilas, e iba a los porrazos”, relata Roxana Flores, representante argentina en los Mundiales Premiana (Italia) 2017, Karpacz (Polonia) 2018 y Villa La Angostura 2019, donde siempre fue la mejor argentina en cruzar la meta. Ante ese traspié, la conecta la cordobesa Paula Galíndez, campeona argentina 2021. “Paula me ofreció una linterna que llevaba de más, la verdad que estaba muy oscuro aún”, continúa el relato Roxana, “pero le dije que no… para no frenarla y generar una molestia, pensé: me la banco hasta que salga el sol”.

 Roxana Flores arrancó en medio de la oscuridad y sin linterna, pero no se rindió
Roxana Flores arrancó en medio de la oscuridad y sin linterna, pero no se rindió


Roxana Flores arrancó en medio de la oscuridad y sin linterna, pero no se rindió

“Quizá la hubiese podido pasar cuando ella perdió la linterna”, reconoce Paula, “pero para qué, ¿si me fundo después y me agarra al final? Para 39 km se necesita mucha estrategia”. Por lo que siguieron las dos bajo la luz de Galíndez. Ya para cuando llegaban al km 12, el sol alumbró la atmosfera, y aunque aún tras lo cerros, el terreno se hacía visible ante su resplandor. Y en ese momento Roxana pensó: “Ahora es lo mío… vamos!”.

Sus zancadas cortas generaron una brecha firme entre ambas. “Yo sé que Roxana todavía es más fuerte que yo”, reconoce Paula. “Llegar a 6 minutos de ella es muy bueno [esa fue la diferencia sobre la meta]. Es impresionante lo que entrena, es una referente a seguir para mí”. Como dijera el oro olímpico y cuatro veces campeón de la NBA, Emanuel Ginóbili, “si perdés porque el otro es mejor, vas y le das la mano”.

De Zapala y Río Tercero a Tailandia

Nació en Zapala (Neuquén) hace 36 años, fue soldado voluntario en el regimiento 16 de artillería, luego estudió enfermería y ahora enseña a correr en la escuela municipal de su ciudad: “Siempre estuve en Zapala, ahí todos me conocen como la que corre, me cruzan a las 12 de la noche en la rotonda. O cuando estoy haciendo los mandados, me dicen qué carrera corrí”, confiesa Roxana Flores. Ahora sueña con correr su cuarto Mundial: “De Tailandia sólo sé que está lejos… la verdad no tengo ni idea de cómo será”.

No irá sola: Paula Galíndez suma su sueño. “Para el Mundial pienso entrenar más las bajadas, yo salto mucho y tengo que ir más cerca del suelo”, analiza la cordobesa, de 28 años. Comenzó a correr en el 2018, dos años después de haber sido mamá de Brunela: “Fueron mis primeras salidas sola, sin ella. Empecé para despabilarme de la vida de madre, porque cuando sos mamá, de tu vida se destina mucho a eso”, confiesa Paula. “Me sorprendió que en mi primera carrera quedé segunda en la general. Y fue un camino de ida, no cambiaría ni ser mamá ni ser corredora. Quizá sin ser mamá no tendría tanto orden, no aprovecharía tanto los tiempos ni disfrutaría tanto mi tiempo libre”.

Paula Galíndez, mamá de Brunela, asegura que la maternidad le dio el orden que necesitaba
Paula Galíndez, mamá de Brunela, asegura que la maternidad le dio el orden que necesitaba


Paula Galíndez, mamá de Brunela, asegura que la maternidad le dio el orden que necesitaba

Ese orden le permite correr siete días a la semana. “Me tomo un domingo de descanso cada tres”. Y sumarle a esas semanas dos turnos de natación, dos de pilates y dos de gimnasio. “Tengo un local de indumentaria de tiempo libre, en Almafuerte, a 30km de donde vivo, en Río Tercero. Trabajo a la mañana y a la tarde Brunela va al jardín, ese es el momento que tengo que aprovechar al máximo”. Algo similar, quizá, pensaba nuestro mejor golfista, el ganador de más de 200 torneos incluido el Abierto Británico, el Maestro Roberto de Vicenzo: “Mientras más entreno, más suerte tengo”.

De Catamarca y Esquel a Tailandia

“Esta es la última subida, tengo que aprovechar que lo mejor que hago es subir”, va pensado Joaquín Narváez. A su lado tiene a Hugo Rodríguez, con quien a lo largo de 36 kilómetros se fueron pasando, cambiando la punta, abriendo unos metros, volviendo a juntarse. “Hugo tiene un final de carrera muy fuerte”, seguía calculando Joaquín. “Si llegamos juntos al último kilómetro no tengo chances”. Y es ahí, en la última subida, donde el ingeniero civil oriundo de Catamarca, Narváez, tiró todo lo que quedaba en sus piernas sobre el ripio y se jugó la victoria... o la derrota.

El saludo final entre Joaquín Narváez y Hugo Rodríguez, el hombre de las viandas
El saludo final entre Joaquín Narváez y Hugo Rodríguez, el hombre de las viandas


El saludo final entre Joaquín Narváez y Hugo Rodríguez, el hombre de las viandas

“Hasta faltando 500 metros no me creía que la podía ganar”, confiesa Joaquín. “Sin duda Hugo era el rival más difícil. Ganar era una opción, tenía mis chances, pero debía saber aprovecharlas”. Y lo aprovechó: fue el primero en cruzar el arco del campeonato nacional de montaña. Cualquiera que escuche que Joaquín empezó a correr en el 2016 se sorprendería, pero detrás hay otra historia.

Joquín Narváez fue campeón de mountain bike y ahora festejó en la montaña
Joquín Narváez fue campeón de mountain bike y ahora festejó en la montaña


Joquín Narváez fue campeón de mountain bike y ahora festejó en la montaña

Campeón argentino de mountain bike en categoría menor, prejuvenil y juvenil. “A los 17 me fui solo a Barcelona para probar suerte con la bici”, cuenta el catamarqueño, “pero no funcionó… era muy sacrificado yendo sin apoyo”. Aunque asegura que si bien la bicicleta no le dio una gran carrera en Europa, sí le dejó la disciplina de entrenamiento, el método en la alimentación, la mente para afrontar la competencia. “Cada semana sumo en la montaña entre 4000 y 5000 metros de desnivel positivo”, detalla Narváez sobre su plan de entrenamiento. “El fondo largo del domingo es de 3 horas, aunque a veces llego a 4 horas y media”. Recordando a la 8 veces elegida como mejor jugadora del mundo, Luciana Aymar: “No hay que esperar que las cosas vengan, o te caigan, sino ir a buscar lo que uno sueña y cree”.

La historia de Hugo Rodríguez conmovió Turmalina 2022
La historia de Hugo Rodríguez conmovió Turmalina 2022


La historia de Hugo Rodríguez conmovió Turmalina 2022

“Mi meta en Tailandia es llegar entre los 20 mejores”, proyecta Joaquín su ambición en el Mundial. No estará solo: su escolta también se ganó una plaza al país asiático. “Está lejos y caro Tailandia, pero la idea es buscar premios en las carreras para pagar el pasaje”, se sincera Hugo Rodríguez, flamante subcampeón argentino en Turmalina. Su vida en Esquel es movida: al mediodía reparte viandas que el mismo cocina. “Las hago bastante saludables”, asegura el atleta y cocinero. “Suelo vender entre 8 y 15, depende el día”. Por la tarde vende accesorios deportivos. “También llevo el puesto para vender a algunas carreras”, detalla el atleta y comerciante: “Empecé a correr en el 2008, pero no entrenaba, corría tres meses y dejaba seis, hasta que vi lo que estaban logrando lo chicos en Esquel”.

Turmalina 2022: imágenes inolvidables

En la tierra de Joaquín Arbe y Eulalio Muñoz, dos grandes campeones, hay que ser muy rápido para no ser lento. “Allá ahora hacen 7 grados bajo cero”, asegura el esquelense Rodríguez, “pero igual todos se entrenan muy fuerte. Me motivó ver cómo ellos ganaban en todos lados. Y así empecé firme en 2016″. Mal no le viene yendo: salió subcampeón de montaña en la distancia larga, que era el título que ponía en juego Turmalina. El año pasado fue campeón en la distancia corta. Hugo sabe que esto sigue: “El mes que viene tengo que defender ese título”.

Turmalina 2022, una carrera exigente en medio de un marco de paisajes  para recordar
Turmalina 2022, una carrera exigente en medio de un marco de paisajes para recordar


Turmalina 2022, una carrera exigente en medio de un marco de paisajes para recordar

“Hago doble turno cuando puedo. Tengo un nene de 8, Benjamín, y también me lleva tiempo”, cuenta Rodríguez sobre su vida en los fríos del sur. Luego de bajarse del podio, Hugo volverá a Esquel, Joaquín a Catamarca, Paula a Río Tercero, Roxana a Zapala. Tendrán por delante el sueño del Mundial de carrera de montaña en Tailandia. Y también el desafío ver cómo llegar: la clasificación no incluye el pasaje. “Estuve viendo y son como $500.000″, cuenta Paula. “Sale una locura porque es para la fecha del Mundial de Fútbol”. No viajarán pensando en pegarle a la pelota, pero quieren correr lo más rápido que den sus cuerpos con la camiseta argentina. Mientras tanto, algo nuevo está surgiendo.

El final de un ciclo, inicio de otro

Turmalina, la carrera que recibió al campeonato nacional de montaña, cumplía seis ediciones en Capilla del Monte. “Sentimos que acá ya se cumplió un ciclo y buscamos constantemente generar nuevas experiencias para los corredores”, explica Pablo Ureta, deportista multipremiado y director del evento. “Por ello, firmamos un convenio de 5 años, con posibilidad de extenderlo a 10, con la municipalidad de La Falda para realizar allí Turmalina 2023. Entre ambas partes trabajaremos para que se convierta en el gran evento deportivo del pueblo”. Recordando al director técnico, campeón olímpico con la selección Sub 23 en Atenas 2004, Marcelo Bielsa: “El amor hacia la tarea es lo único que vuelve satisfactorio el tránsito por el trabajo”. Y ese nuevo ciclo ya está gestando sus protagonistas.

Algunos de los participantes de la carrera Turmalina 2022
Algunos de los participantes de la carrera Turmalina 2022


Algunos de los participantes de la carrera Turmalina 2022

Es que Turmalina 2022 también fue sede del campeonato argentino de montaña U20. El evento ofreció, para los 2000 corredores que agotaron los cupos, las distancias de 66 km, 39 (Campeonato nacional de montaña de larga distancia), 23 km, 13 km, y para encontrar a los menores de 20 años más rápidos del país, los 6km. Allí surgieron dos protagonistas singulares.

“Cumplo 17 el 11 de julio”, aclara Diego Rebolledo, de aún 16 años. Acaba de coronarse campeón argentino U20 de montaña, y es sincero: “Me lo esperaba, me preparé muy duro. El año pasado quedé tercero y quería revancha”. Al igual que la campeona en mayores, él es de Zapala: “Roxana es la referente en nuestra ciudad”. Y no sólo la tiene a Flores como ejemplo: “Voy a la escuela técnica, me va bien. El año pasado fui el mejor promedio. Este año, con el entrenamiento, me cuesta mantenerme primero. Los horarios son por la mañana y por la tarde-noche. Quiero ser ingeniero civil como Joaquín [Narváez], él es un ejemplo para mí, me demuestra que a pesar de que es una carrera pesada, se puede”.

 Shalom Lescano, la campeona U20 de montaña, integrante de una familia de atletas
Shalom Lescano, la campeona U20 de montaña, integrante de una familia de atletas


Shalom Lescano, la campeona U20 de montaña, integrante de una familia de atletas

La niña que también puede es Shalom Eunice Lescano: “Mis hermanos son todos atletas, yo quería ser como ellos. Así que empecé en la plaza y le metía y le metía. Somos seis y de los que cuatro corremos, yo soy la más chica”. Empezó a los 9 y ese año se consagró campeona provincial de Cross Country representando a la ciudad de Balcarce. El año pasado fue campeona sudamericana en Encarnación (Paraguay), en 2000m con obstáculos. Y ahora en Turmalina se coronó campeona argentina de montaña U20. Y cuenta su secreto: “Mi entrenador es mi papá”.

Lorenzo Lescano es el papá de Shalom. También es pastor evangelista y tiene una escuelita de atletismo: “Nunca se le cobró un peso a nadie por enseñarle a correr”. Formó una familia que corre con un lema simple: “La carrera empieza el lunes y termina el viernes. El domingo corren con libertad. Ellos están preparados para ganar y para perder”.

Diego Rebolledo, el campeón U20, de apenas 16 años. También se destaca en la Escuela Técnica de Zapala
Diego Rebolledo, el campeón U20, de apenas 16 años. También se destaca en la Escuela Técnica de Zapala


Diego Rebolledo, el campeón U20, de apenas 16 años. También se destaca en la Escuela Técnica de Zapala

Esta vez a Shalom le tocó ganar. También a Diego y a Joaquín y a Roxana y, cada cual a su manera, a las 2000 personas que corrieron, siendo parte o no de los campeonatos nacionales, recorriendo 5 km o 66. Todos corrieron por algo, todos cruzaron la meta soñando con algo más. Turmalina enfrentó a la elite en el campeonato nacional de montaña, los mejores buscando cumplir un sueño en Tailandia. En el año 2001 le preguntaron al mejor jugador de fútbol que dio esta tierra: “¿Diego, te queda algún sueño por cumplir?”. Ya había sido campeón y subcampeón del mundo, ya había tocado la cima y el fondo, quizá más que ningún otro. Ya había vivido demasiadas vidas y contestó: “Claro hermano… si no tenés sueños, no podés seguir viviend

El Valle de Punilla, escenario de Turmalina 2022
El Valle de Punilla, escenario de Turmalina 2022 - Créditos: @ Charli Parrilla


El Valle de Punilla, escenario de Turmalina 2022 ( Charli Parrilla/)

o”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.