Tiafoe dio la sorpresa y dejó afuera a Nadal en octavos de final

·2  min de lectura

Por los octavos de final del US Open, Frances Tiafoe consiguió el triunfo más importante de su carrera: superó a Rafael Nadal por 6-4, 4-6, 6-4 y 6-3 en poco más de tres horas y media de acción.

El estadounidense, quien no había podido ganar ni un set en sus dos duelos previos ante el español, comenzó en gran forma el partido y, tras quebrarle el servicio a su rival en el séptimo game, se quedó con el primer parcial sin ceder ningún game con su servicio.

En la segunda manga se mantuvo la paridad, pero en este caso fue el manacorí el que golpeó en el momento justo: rompió el servicio de su adversario en el úndecimo juego (único quiebre del set) y niveló las acciones.

El desarrollo del tercer parcial fue idéntico al primero, es decir, el 'Big Foe' le quebró a Rafa en el séptimo game y luego sostuvo su saque para retomar la ventaja. En el cuarto y último set, el 22 veces campeón a nivel Grand Slams se puso al frente en el marcador por 3-1 y parecía encaminarse hacia una nueva remontada.

Sin embargo, tras una breve desconexión, el 26º en el ranking ATP reaccionó e hilvanó cinco juegos consecutivos para quedarse con la victoria por 6-3. Totalizó 48 tiros ganadores y 28 errores no forzados, mientras que el número dos del mundo registró 33 y 26, respectivamente.

Además, una de las claves del éxito de Tiafoe estuvo en su servicio, el cual no impactó con regularidad (50% de efectividad con el primero), pero fue sin dudas su principal aliado en los instantes más sensibles (18 aces).

Pese a la derrota, la cual es su primera en el año en un Major, donde acumulaba 22 triunfos al hilo, Nadal le arrebatará el trono del ranking a Daniil Medvedev -perdió el domingo contra Nick Kyrgios- excepto si Carlos Alcaraz o Casper Ruud llegan a la final del torneo neoyorquino.

Tiafoe enfrentará en cuartos de final al ruso Andrey Rublev, quien en primer turno doblegó por triple 6-4 al británico Cameron Norrie. Es el primer estadounidense en alcanzar dicha instancia en la última década, a la vez que se ilusiona con ser el primero en consagrarse campeón desde que lo hiciera Andy Roddick en 2003.

Foto: Mike Stobe/Getty Images