Un tenaz Nadal derrota a Hijikata en su regreso al US Open

·2  min de lectura
Abierto de EEUU

Por Amy Tennery

NUEVA YORK, 31 ago (Reuters) - Rafael Nadal, segundo cabeza de serie del Abierto de Estados Unidos, se enfrentó a un inesperado desafío en su primera aparición en el torneo desde que lo ganó en 2019, superando finalmente al australiano Rinky Hijikata, de 21 años, por 4-6, 6-2, 6-3 y 6-3, este martes en la ronda inicial.

En su segundo partido después de retirarse de Wimbledon por una lesión abdominal, el español había especulado sobre si estaba listo para competir en Nueva York y pareció confirmar esos temores cuando tuvo problemas en la devolución en el primer set.

Sorprendentemente, Hijikata —que accedía al cuadro principal del torneo con una carta de invitación— rompió el servicio del 22 veces ganador de grandes títulos con un preciso golpe por encima de la cabeza en el séptimo juego de su debut en el Grand Slam, lo que provocó el clamor del público.

"No empecé tan mal los primeros juegos, pero luego tuve algunas oportunidades que no pude aprovechar", dijo Nadal, de 36 años, tras el partido. "No jugué un buen partido con mi servicio. Entonces él tuvo el 'break'. Entonces me puse un poco nervioso".

Pero fue Goliat el que se impuso a David bajo las brillantes luces del estadio Arthur Ashe, ya que un tenaz Nadal arrasó en los tres primeros juegos del segundo set, mejorando en prácticamente todos los aspectos a medida que la forma de su oponente se deterioraba.

El cuatro veces ganador de Flushing Meadows, Nadal, no corrió el riesgo de ningún 'break' en el tercer set y rompió el servicio de Hijikata en el quinto juego del último set antes de recuperarse de un 0-40 en el octavo para mantener su propio servicio.

Hijikata dio al público neoyorquino una emoción final al salvar cuatro puntos de partido en el noveno antes de sucumbir a la implacable derecha ganadora de Nadal, apenas semanas después de registrar su primera victoria en el circuito en Los Cabos.

"El primer partido aquí en Nueva York después de tres años, la sesión nocturna, siempre es emocionante. Sí, pasé por un momento difícil", dijo Nadal, que logró nueve puntos de saque directo en el partido.

"Segundo partido en 50 días más o menos. En cierto modo no era el día para jugar perfecto. Es un día para hacer el trabajo sin más, y eso es lo que hice".

La victoria amplía la racha de imbatibilidad de Nadal en competiciones de Grand Slam este año, tras ganar el Abierto de Australia y Roland-Garros, con el número uno del mundo en juego en Nueva York en un cuadro masculino con importantes ausencias.

(Reporte de Amy Tennery en Nueva York; edición de Christopher Cushing y Christian Schmollinger; traducido por Tomás Cobos)