El Sporting contrata a Miguel Ángel Ramírez como entrenador hasta 2024

Gijón (España), 17 ene (EFE).- El Sporting de Gijón, de la segunda división del fútbol español, comunicó oficialmente este martes la contratación hasta junio de 2024 del entrenador Miguel Ángel Ramírez como sustituto del exinternacional español Abelardo Fernández, con el objetivo de revertir la marcha del equipo asturiano, que lleva tan solo una victoria en las últimas doce jornadas.

Ramírez es prácticamente un desconocido en el fútbol español, ya que tras entrenar en las categorías inferiores de Las Palmas y Alavés machó a Catar para integrarse en la academia Aspire y luego a Sudamérica. donde acumula la mayor experiencia hasta el momento.

Su mayor logro fue conseguir la Copa Sudaméricana con el Independiente del Valle ecuatoriano, equipo al que también clasificó para la Copa Libertadores, la competición internacional más importante de Ssudamérica.

Tras ello tuvo un efímero paso por el Internacional de Porto Alegre brasileño y el Charlotte de la MLS de Estados Unidos.

Durante el pasado Mundial de Qatar la mayor parte de futbolistas de las selecciones de este país y de Ecuador habían pasado por su manos en las categorías inferiores, por lo que está considerado como un buen técnico de formación.

Miguel Ángel Ramírez tan solo tendrá una sesión de entrenamiento con el Sporting antes de tener que dirigirlo mañana, miércoles, ante el Valencia en la Copa del Rey, y poco después, el domingo, de nuevo en El Molinón ante el Zaragoza en la liga.

El nuevo técnico rojiblanco tiene ante sí un importante reto, ya que los propietarios mexicanos del club, el Grupo Orlegi, considera que la plantilla tiene un nivel muy superior al que está ofreciendo hasta el momento.

De hecho, el máximo responsable del grupo, Alejandro Irarragorri, aseguró que "no clasificarse para el play off de ascenso será un gran fracaso".

En estos momentos el Sporting está a tres puntos de las posiciones de descenso y a siete del play off, cuando queda toda la segunda vuelta por delante para tratar de revertir la marcha del equipo.

(c) Agencia EFE