Robertson reconoció que el equipo quedó "devastado" tras la caída en la final

·1  min de lectura

Liverpool pasó de ilusionarse con el cuádruple de títulos en la temporada a terminar sólo con la mitad del trabajo hecho. Y lo es que peor para los Reds es que los dos trofeos en los que quedó a las puertas fueron los de mayor relevancia: Premier y UEFA Champions League.

De una desazón a otra, y en cuestión de días, la tristeza no pudo ser mayor este sábado para el conjunto de Jürgen Klopp, tras la derrota con Real Madrid en la final del certamen continental, la que reflejó Andrew Robertson en sus palabras.

"Obviamente, el equipo está callado, devastado, eso es lo que sucede cuando llegas a la final y no ganas", dijo, en diálogo con BT Sport, al término del 1-0 sufrido en París.

Sobre el desempeño del equipo, el escocés fue autocrítico con los mostrado. "Tuvimos oportunidades, nos enfrentamos a un arquero que realizó algunas atajadas increíbles. Pero si somos honestos, creo que podríamos haber jugado un poco mejor, especialmente, en la segunda mitad", analizó.

"Creo que en la primera mitad jugamos bien, teníamos el control, éramos los que presionábamos. En la segunda mitad, no comenzamos muy bien, ellos empezaron a controlar el juego un poco más", agregó.

Sin quitarle mérito a los Blancos, el defensor comentó: "Somos un equipo que presiona y nos ha funcionado mucho esta temporada. Aunque es difícil volver al partido cuando juegas contra un equipo muy experimentado en estas finales, que sabe exactamente cómo ver el encuentro".

Y finalizó: "Tuvimos nuestras oportunidades, pero simplemente no estaba destinado a ser para nosotros".

Foto: Getty Images

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.