Richeze, el "Atómico" argentino se despide decepcionado con Mark Cavendish

San Juan (Argentina), 23 ene (EFE).- Maximiliano Richeze (Bella Vista, 39 años), conocido como "El Atómico" por su capacidad como velocista, es el máximo exponente del ciclismo argentino en la última década. En la Vuelta a San Juan, donde viste el maillot albiceleste del equipo nacional, pondrá fin a 17 años de profesional.

La idea de Richeze era acompañar esta temporada al británico Mark Cavendish allá donde fuera el británico, con la ilusión de acompañar al "Expreso de la Isla de Man" en el proyecto de superar en el Tour de Francia las 34 victorias de Eddy Merckx. Los dos iban a correr juntos en el B&B, pero la formación francesa desapareció. Luego Cavendish fichó por el Astana y se olvidó de Richeze, siempre fiel escudero.

"Maxi" es hijo de ciclista y el segundo de cuatro hermanos también atrapados por el ciclismo. Tras su paso por equipos como Ceramica Panaria, Navigare, Lampre, Quick Step y los tres últimos en el UAE Emirates, llegó el momento de desactivar la fuerza atómica del ciclista argentino.

"Sí, San Juan es mi última carrera, está decidido. Siento una mezcla de emociones, pero había que cerrar este ciclo, y que mejor que en mi país. Tengo cabeza y piernas para seguir, pero hubo circunstancias que no se dieron y que me obligaron a tomar esta decisión", señaló Richeze momentos antes de tomar la salida en la primera etapa de la Vuelta a San Juan.

La clave estuvo en el "olvido" de Mark Cavendish a la hora e cumplir una promesa incumplida y nunca explicada. El argentino no recibió una simple llamada telefónica para explicar la situación.

"La idea era seguir al lado de Cavendish en el B&B, pero el equipo se desarmó. Entonces él se fue al Astana y no contó conmigo, por lo que decidí retirarme. Esta circunstancia se puede dar, pero tenía que haber prevalecido el respeto hacia la otra persona. Mejor que me hubiera dicho que no me había podido conseguir una plaza en el equipo, pero eso de no responder al teléfono fue una falta de respeto por su parte", explica dolido Richeze.

Una noticia que conoció por la prensa ante la falta de una llamada por parte de "Cav".

"Sí, me enteré porque la noticia se reflejó en algunos medios. El pasado viernes por la noche pensé que iríamos juntos, pero luego supe que había firmado él solo. Repito que ese no es el problema, sino que no me lo dijera a mí primero", recalcó.

Una actitud que le supuso a Richeze una "decepción", pues se había imaginado ya la posibilidad de volver al Tour a ayudar a Cavendish a superar el récord de Merckx.

"Cavendish me ha decepcionado mucho como persona. Como corredor es un gran campeón y creo que ha sido el mejor de su época, le deseo lo mejor, pero como persona me ha decepcionado mucho", insistió.

Richeze, quien hizo realidad su sueño de ser ciclista profesional, tratará de disfrutar en la Vuelta a San Juan y despedirse por la puerta grande con la camiseta de la selección y la presencia de la familia y amigos.

(c) Agencia EFE