Nadie quiere el peso de la 'roja'

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·3  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

El Barraco (Ávila), 29 ago (EFE).- El segundo tercio de la 76 Vuelta a España se ha sumido en un periodo vigilancia entre los máximos favoritos y ninguno de ellos ha querido aceptar la responsabilidad de intentar asaltar la 'roja'.

Tras el final en tierras almerienses del Alto de Velefique en la novena etapa el pasado domingo, el más duro hasta la fecha junto al Pico Villuercas de este sábado, las diferencias entre los máximos favoritos apenas se han movido en un puñado de segundos.

El esloveno Primoz Roglic (Jumbo) arrancó esta segunda semana como líder pero los avatares de carrera le permitieron ceder el maillot a un noruego que no entraba y sigue sin entrar en ningún pronóstico, Odd Christian Eiking (Intermarché-Wanty), que se metió en una escapada consentida y terminó vistiéndose de rojo.

Incluso se coló un francés que ya sabe lo que es firmar un top-10 en el pasado Tour de Francia, como el filósofo Guillaume Martin (Cofidis). Por detrás estaban el resto de los a priori candidatos calificados como aspirantes al triunfo.

Roglic se topó en la décima etapa con la oportunidad de descargarse a él mismo y a sus compañeros de equipo de la responsabilidad de tener que llevar el peso de la carrera.

No obstante y aunque de manera puntual, los Jumbo han hecho acto de aparición al frente del pelotón para mantener el control e incluso dejar a el ex saltador de esquí a los pies del muro jiennense de Valdepeñas de Jaén para que terminase rematando y llevando a su saco algunos segundos más de renta.

La clasificación general que quedó tras el final en el malacitano Rincón de la Victoria apenas ha deparado movimientos en forma de unos pocos segundos.

De hecho, en esa jornada Roglic trató de incrementar su ventaja con un potente ataque en la parte final del alto de Almáchar que pilló desprevenidos a todos y en algunos momentos llegó a contar hasta con medio minuto a su favor. Asumió los máximos riesgos y terminó en el suelo, sin consecuencias físicas pero también sin perder tiempo con sus rivales.

Roglic no se mostró arrepentido para nada de su frustrado ataque y afirmó que lo volvería a intentar de tener la oportunidad. "No risk, no glory", dijo en un inglés para el que no es necesaria traducción.

En casi todos los casos siempre a favor del esloveno, y solo los colombianos Egan Bernal (Ineos Grenadier) y Miguel Ángel López (Movistar) han cosechado alguna mínima rebaja.

Roglic quiere igualar al suizo Toni Rominger (1992, 1993 y 1994) y al español Roberto Heras (2003, 2004 y 2005) como triple vencedor consecutivo y está poniendo todos los medios a su alcance para poder hacerlo.

Su intento de hacerse con el Tour 2021, tras escapársele el anterior el penúltimo día, se quedó en nada a las primeras de cambio tras una caída en la tercera etapa que le llevó al abandono en la novena jornada. En España espera cobrarse la pieza.

Ahora lo que le toca es gestionar la ventaja que lleva sobre sus rivales y llegar con las fuerzas suficientes al próximo domingo para rematar el próximo domingo en la cronometrada final en Santiago.

El campeón olímpico en Tokio en contrarreloj individual sabe que incluso podría permitirse el lujo de llegar algo por detrás a la crono para poder rematar su tercer triunfo en la Vuelta.

A la carrera le quedan seis jornadas y salvo la del martes en Santa Cruz de Bezana (Cantabria), última oportunidad para los esprinters, dos presentan un nivel de máxima exigencia con sendos finales en alto, la primera en el mítico y clásico Lagos de Covadonga y la siguiente en el durísimo e inédito del Altu del Gamoniteiru. A ellas se unirán dos auténticas etapas emboscada por carreteras gallegas.

La gestión de Roglic en la tercera semana será primero recuperar 1:36 con Eiking y 42 segundos con Martin y con el resto defenderse. Enric Mas está a 35 segundos; Miguel Ángel López a 1:28; Jack Haig (Bahrain Victorius) a 1:59; y Egan Bernal (Ineos Grenadier) a 2:45.

José Luis Sorolla

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.