Antes de Qatar, organizaciones de DDHH y sindicatos piden garantías para el Mundial 2026

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·3  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
La alcaldesa del condado de Miami-Dade, Daniella Levine Cava, en el centro, y el alcalde de Miami, Francis Suarez, atrás a la izquierda, reaccionan junto con el alcalde de Miami Gardens, Rodney Harris, a la derecha, tras ser seleccionada Miami como una de las ciudades para el Campeonato Mundial FIFA 2026.  (Foto: Daniel A. Varela/Miami Herald/Tribune News Service vía Getty Images)
La alcaldesa del condado de Miami-Dade, Daniella Levine Cava, en el centro, y el alcalde de Miami, Francis Suarez, atrás a la izquierda, reaccionan junto con el alcalde de Miami Gardens, Rodney Harris, a la derecha, tras ser seleccionada Miami como una de las ciudades para el Campeonato Mundial FIFA 2026. (Foto: Daniel A. Varela/Miami Herald/Tribune News Service vía Getty Images)

La Copa Mundial de Futbol que tendrá lugar en Qatar 2022 a partir de noviembre genera cada vez más cuestionamientos a su alrededor, tanto en materia de derechos humanos, como en la misma organización del evento en un país cuyas leyes están en consonancia con el Islam. Ante esto y la negativa de la FIFA o del gobierno de Qatar para atender los reclamos, ya existen organizaciones que piden garantías para los trabajadores que estarán involucrados en el Mundial 2026.

“El Mundial no debería ser un espectáculo de horrores contra los derechos humanos”, dijo Minky Worden, directora de iniciativas globales de Human Right Watch.

Aunque en occidente y muy lejos de ser un estado musulman, las naciones del Norte de América también se conocen por el maltrato y explotación que ejercen sobre los migrantes, de aquí que una coalición de sindicatos y de defensores de los derechos humanos reclaman salarios dignos, equidad en la contratación y protección a los trabajadores en las ciudades que serán sedes de la Copa, de la que serán co-anfitriones Canadá, Estados Unidos y México.

Se trata de la central sindical AFL-CIO, la federación laboral que comprende 57 sindicatos afiliados y 12.5 millones de trabajadores, que unió voces con Human Rights Watch y el Independent Supporters Council en lo que dieron a conocer como Coalición Dignidad 2026 para trabajar de la mano con la FIFA y los gobiernos de los tres países que serán sedes del Mundial 2026.

“Esto significa pagar salarios justos, contratar mano de obra local, asegurar una fuerte protección de la salud y seguridad, y dar a los trabajadores una voz en el trabajo”, dijo Cathy Feingold, directora del departamento internacional de la AFL-CIO.

“Les hemos dado nueve puntos que quisiéramos que apliquen en todas las ciudades sede. Porque una de las cosas que hemos descubierto es que no han dado a las ciudades una guía para las expectativas”, puntualizó.

Aunque los representantes de la FIFA han escuchado sus demandas, no han dado garantías hasta el momento de mantener estándares mínimos en las ciudades donde se jugarán los partidos. Sin embargo, la oferta conjunta de Estados Unidos, Canadá y México sí incluyó un plan de 90 páginas para los derechos humanos.

Así como sucede en Qatar, hoy en Estados Unidos hay algunos estados con leyes que afectan a la comunidad LGBTQI+, como son las leyes que impiden la participación en competencias deportivas a las infancias transgénero. Por su parte, México no ha logrado erradicar el grito homófobo de sus estadios, y hace algunos meses vivió una violenta jornada en el estadio Corregidora de Querétaro que, según las autoridades, no registró personas fallecidas, aunque las imágenes parecen presentar una realidad distinta.

VIDEO: Rooney vuelve a la MLS como entrenador

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.