Los Pumas viajan para el juego contra Barcelona

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·1  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

CIUDAD DE MÉXICO, agosto 3 (EL UNIVERSAL).- Daniel Alves se mueve como en sus mejores tiempos: Aprovecha la distracción y se escapa a la sala de abordar. Y se va directo a Barcelona. Con el brasileño como estandarte, los Pumas viajaron a España, para disputar —el domingo— el trofeo Joan Gamper.

El equipo va a la aventura, a repetir aquella hazaña de 2004 contra el Real Madrid. Y en esos tiempos, como en los de ahora, se les pone como víctimas, aunque su técnico Andrés Lillini diga otra cosa: "No nos sentimos inferiores a nadie. No nos sentimos menos que nadie. Vamos a competir, vamos a tratar de ganar", dijo.

Los Pumas viajaron en dos grupos. Por la mañana, los novatos, liderados por gente de experiencia como Arturo Ortiz. Por la tarde, la plana mayor. "Lo hemos tomado con toda la seriedad posible”, asegura Lillini. "Hemos entrenado muy bien, hemos trabajado muy bien; estamos listos y preparados, no nos sentimos menos que nadie. Claro que vamos a competir y claro que vamos a ganar", insiste.

Los Pumas viajaron con equipo completo, a excepción de directivos; ni Leopoldo Silva ni Miguel Mejía Barón se hicieron presentes. El técnico afirmó que hay mucha ilusión por vivir este duelo, "pero también mucha responsabilidad. No queremos dejar nada al aire. Repito, entrenamos bien, vamos a entrenar mejor y preparar el juego. Ya después vendrá todo eso de ilusionarse".

Los jugadores van con ganas de verse las caras contra uno de los equipos más famosos de todo el mundo.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.