Roglic se aupa al olimpo de Rominger y Heras, las 5 claves de la Vuelta

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·4  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Santiago, 5 sep (EFE).- Con su triunfo en la contrarreloj de Santiago, el cuarto en la 76 Vuelta a España, el esloveno Primoz Roglic (Jumbo) ha confirmado su tercera victoria consecutiva en la carrera española, lo que le aúpa al olimpo que ocupaban el suizo Toni Rominger (1992, 1993, y 1994) y el español Roberto Heras (2003, 2004 y 2005) con tres victorias seguidas.

Las cinco claves que han marcado el desenlace de la Vuelta 2021 han sido:

ROGLIC SIN RIVALES

Primoz Roglic llegaba a la Vuelta tras haber tenido que abandonar de forma precipitada el Tour de Francia en la novena etapa tras sufrir una dura caída en la tercera.

Antes de arrancar la carrera en la catedral de Burgos, el esloveno ya era considerado el máximo favorito. Lo confirmó en la contrarreloj inicial en la que volvió a vestirse el maillot rojo con el que cerró en Madrid el 11 de noviembre pasado la edición de diamantes, la 75.

Fue el primero de los cuatro triunfos que han llevado la firma del ex saltador de esquí, aunque bien pudieron haber sido algunos más de haber sido todavía más ambicioso.

EL LIDERATO INTERINO DEL NORUEGO EIKING

Tras dos días vistiendo de rojo, Roglic y sus hombres realizaron el primer movimiento táctico en la tercera etapa, camino del Picón Blanco, para ceder a otro el 'honor' de vestir de rojo y lo logró solo durante tres días. Lo recuperó pero seguía sin quererlo. El primer intento fracasó, pero solo otros tres días después logró su objetivo.

En Rincón de la Victoria cedió en interinidad el liderato a un semidesconocido noruego, Odd Christian Eiking (Intermarché-Wanty) que cumplió su papel durante en las ocho etapas siguientes. En tierras malagueñas, en el puerto de Almachar, Roglic trató de añadir algo más de tiempo a su favor, pero en el descenso asumió demasiados riesgos y se fue al suelo, afortunadamente sin consecuencias físicas para alcanzar su objetivo.

INEOS PROTAGONISTA SIN PREMIO

El colombiano Egan Bernal (Ineos Grenadiers) llegó a la carrera con el maillot rosa del Giro 2021 en su maleta y aparecía como uno de los hombres llamados a pelear por el triunfo, lo que podría permitirle convertirse en el ciclista más joven de la historia en imponerse en las tres grandes: Giro, Tour y Vuelta.

Conforme se iban consumiendo las etapas, el cóndor de Zipaquirá vio que sus opciones de estar peleando por el jersey rojo iban a ser muy complicadas. Por ello apostó por "no tengo nada que perder, vamos a dar espectáculo".

Y con la colaboración de sus compañeros y la complicidad del británico Adam Yates fue lo que hizo en dos etapas que van a pasar a la historia de la Vuelta como algunas de las mejores en cuanto al espectáculo que ofrecieron los ciclistas.

El día de Lagos de Covadonga, una etapa de alta montaña, atacó a más de 60 kilómetros del final, y en la penúltima jornada en dirección a Mos su equipo volvió a ser el protagonista, esta vez por medio de Yates, a falta de 56 kilómetros.

En los míticos Lagos, Roglic remató el día y dejó muy encaminado su tercer triunfo en la Vuelta. En Mos, una etapa más de corte de clásica que de etapa de gran vuelta, el gran perjudicado y protagonista fue el colombiano Miguel Ángel López (Movistar).

El de Pesca, que defendía un puesto en el podio fianl, no pudo entrar en el grupo de los mejores y tras 20 kilómetros de persecución infructuosa terminó claudicando. Se bajó de la bicicleta y abandonó.

AGRIDULCE SABOR PARA MAS Y ABANDONO DE LANDA

El segundo puesto del español Enric Mas (Movistar) ha dejado un agridulce sabor por el rendimiento de un ciclista que partía con el objetivo de luchar por el triunfo final y en ningún momento llegó a dar la sensación de estar en condiciones de poner en aprietos a Roglic.

Mas estuvo siempre cerca del esloveno, pero nunca fue capaz de superarlo ni ponerlo en apuros serios.

Por su parte, Mikel Landa (Bahrain Victorius) llegó como vencedor en la Vuelta a Burgos, pero todavía en proceso de recuperación tras su grave caída en el Giro de Italia, donde se fracturó la clavícula y cuatro costillas.

Las aspiraciones del alavés eran estar con los mejores y pelear por los puestos altos de la clasificación e incluso por algún triunfo parcial de etapa. Nada de eso pudo ser y terminó abandonando antes de subir a Lagos, a cuatro días del final.

EL COLOMBIANO LÓPEZ, UNA DE CAL Y OTRA DE ARENA

El colombiano Miguel Ángel López (Movistar) ofreció dos caras antagónicas en la Vuelta 2021 con solo 48 horas de diferencia. En el inédito Altu d'El Gamoniteiru abrió el tarro de sus mejores esencias y asombró a todos con una portentosa ascensión que dio a su equipo su primer triunfo de la temporada en una de las tres grandes.

El protagonismo negativo lo asumió 48 horas después. El penúltimo día de carrera, entre Sanxenxo y Mos. Castro de Herville protagonizó una de las espantadas más sonadas del ciclismo mundial en muchos años. Se quedó fuera de la escapada de los mejores, que le sacaba fuera del podio, y la impotencia que acumuló durante una veintena de kilómetros le llevó a apearse de la bicicleta inopinadamente.

José Luis Sorolla

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.