Swiatek se impone a Jabeur y conquista su primer Abierto de EEUU

·3  min de lectura
La tenista polaca Iga Swiatek celebra un punto durante la final disputada ante la tunecina Ons Jabeur en la final femenina del Abierto de EEUU, en Nueva York, EEUU.

Por Rory Carroll

NUEVA YORK, 10 sep (Reuters) -La número uno del tenis mundial femenino, Iga Swiatek, se impuso el sábado a la tunecina Ons Jabeur por 6-2 y 7-6(5) en la final del Abierto de Estados Unidos para conseguir su primer trofeo en Flushing Meadows y su tercer título de Grand Slam.

La tenista polaca cayó de espaldas y se cubrió la cara con las manos después de imponerse en el apretado "tie break" del segundo set, tras sellar la victoria cuando se marchó larga una derecha de la quinta cabeza de serie del torneo.

Swiatek, dos veces campeona del Abierto de Francia, logró su primer título de Grand Slam en pista dura y es la primera polaca que gana el Abierto de Estados Unidos.

"Necesitaba mantener la compostura y concentrarme en los objetivos, y en este torneo era realmente un reto", dijo Swiatek durante la ceremonia de entrega de trofeos en la pista. "Es Nueva York, hay mucho ruido, es una locura. Había tantas tentaciones en la ciudad (...) Estoy muy orgullosa de haber podido manejarlo mentalmente".

Además del trofeo, Swiatek también se va de Nueva York con un cheque de 2,6 millones de dólares como ganadora. "Estoy muy contenta de que no sea en metálico", dijo entre las risas del público que agotó las entradas en el estadio Arthur Ashe.

Durante el partido, Swiatek hizo bien en no escuchar al público, que a veces silbaba y hacía ruido mientras servía, lo que le valió severas reprimendas de la juez de silla. La expresiva Jabeur pudo aprovechar la energía de sus seguidores en algunos momentos, pero no fue suficiente para superar a su concentrada y decidida contrincante.

"Ons, un torneo increíble, una temporada increíble", dijo Swiatek tras el triunfo. "Sé que esta es ya una rivalidad muy bonita y que vamos a tener muchas más. Estoy seguro de que vas a ganar algunos, así que no te preocupes".

A pesar de la derrota, Jabeur, finalista de Wimbledon, recuperará su número dos del mundo al término del torneo.

"Lo he intentado de verdad, pero Iga no me lo ha puesto fácil. Se merecía ganar hoy. Ahora mismo no me gusta mucho, pero no pasa nada", añadió con una sonrisa. "Voy a seguir luchando duro y conseguiremos ese título en algún momento".

Jabeur hizo historia en Wimbledon al convertirse en la primera árabe en llegar a una final de Grand Slam. En Nueva York añadió otra línea en los libros de historia, al ser la primera africana en disputar el partido definitorio.

"Ojalá pueda inspirar a más y más generaciones, ese es el objetivo", dijo. "Esto es sólo el principio de muchas cosas".

ERRORES EN EL DESEMPATE

Swiatek comenzó con mucho ritmo el partido, empujando a Jabeur al fondo de la pista con su preciso servicio y sus profundos golpes de fondo para colocarse 3-0. Jabeur encontró el rango con su derecha y se puso 3-2, pero el impulso duró poco, ya que la polaca le hizo un nuevo "break", llevándose el primer set en 30 minutos cuando un revés de la tunecina fue a la red.

Swiatek, que se mostraba confiada, mantuvo la presión al principio de la segunda manga, mientras la frustración empezaba a crecer en Jabeur, que dejó caer su raqueta con consternación cuando su habitual golpe de revés se quedó corto en la red en el segundo juego.

La polaca se puso con ventaja 3-0 y parecía que el partido sería un asunto breve, pero la tunecina se recuperó, salvó un punto de partido en el 6-5 y forzó el "tie break". Sin embargo, cometió costosos errores no forzados en el desempate, abriendo la puerta a la victoria final de Swiatek.

(Reporte de Rory Carroll y Amy Tennery en Nueva York; editado en español por Carlos Serrano)