El pecado de Estudiantes: para hacer un gol necesita que antes le conviertan

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·4  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
Fernando Zuqui pide perdón en Santa Fe, luego de generar el empate del gol en contra del arquero Burián para Estudiantes; el Pincha empezó perdiendo 0-1 y al final cayó 1-2
Juan José García

LA PLATA.- La nota puede resultar antipática. Estudiantes completó un gran desempeño contra un River que venía encendido y todavía es cómodo puntero del torneo. Es más: sumó un punto y no tres porque Franco Armani fue la figura de la noche . Sin embargo, lo que le pasa al Pincha dejó de ser una casualidad o una tendencia incipiente para volverse una realidad. Una realidad negativa. El conjunto de Ricardo Zielinski solo convierte cuando está en desventaja.

A este Estudiantes se le puede elogiar que nunca se entrega, que tiene una mentalidad fuerte, que asimila los golpes. Sí, claro que sí. Pero no siempre se pueden ganar las carreras corriendo desde atrás . Una vez podés reaccionar, como le pasó contra Patronato hace ocho partidos, cuando consiguió su último triunfo (2-1). Resurgir todo el tiempo es imposible. Sobre todo en el fútbol argentino, donde el que marca el primer tanto no pierde casi nunca.

Lo mejor del partido de Estudiantes ante River

Hace seis encuentros que el Pincha empieza 0-1. Le empató a Racing (1-1), Rosario Central (2-2), Atlético Tucumán (1-1) y River (1-1), mientras que perdió contra Defensa y Justicia, y Colón (ambos 2-1, tras haber conseguido el empate parcial). Se tornó una regla: empieza abajo y siempre logra el 1-1, al menos transitorio. El inconveniente es que así se le hace muy difícil sumar de a tres. Demasiado.

Esa estructura rocosa que fue Estudiantes en el primer semestre se agrietó. Se llenó de poros. Antes era paredón, ahora es puente. Un puente hacia el arco. Si Mariano Andújar tiene mucho trabajo es señal de que el dispositivo defensivo está en problemas. El equipo platense no conserva su arco en cero desde hace nueve fechas . En la primera parte del año (Copa de la Liga), en cambio, mantuvo la valla invicta en ocho de los 14 partidos. Esa solidez desapareció. Se evaporó.

Ricardo Zielinski, DT de Estudiantes, reconoce el bajón futbolístico del equipo
Fotobaires


Ricardo Zielinski, DT de Estudiantes, reconoce el bajón futbolístico del equipo (Fotobaires/)

Zielinski, el técnico que sacó al Pincha de un pozo profundo (futbolístico y anímico), es consciente de esta falencia. Y si bien aún no pudo corregir el déficit por completo, el cambio de sistema táctico le sirvió para fortificar un poco la zona defensiva.

Estudiantes disputó los últimos dos juegos con cinco defensores y, si bien recibió tres tantos, se apreció una leve evolución. De hecho los goles de Colón llegaron por un error grosero de Andújar y un excelente remate desde afuera del área, y el tanto de River por una distracción individual en la pelota parada. A pesar de que el Pincha no se reencontró con la firmeza del primer semestre, se observó una mejoría. Los centrales habituales son pesados (Agustín Roger y Fabián Noguera) y el ingreso de un tercer zaguero (Fernando Tobio) genera que cada uno tenga que cubrir menos espacio. Se verá en las próximas jornadas si esta línea defensiva numerosa le da la consistencia que extravió hace tiempo.

Gol de Atlético Tucumán ante Estudiantes. 20-10-2021
Fotobaires


Gol de Atlético Tucumán ante Estudiantes. 20-10-2021 (Fotobaires/)

Lo que sí deberá hacer Estudiantes en el futuro inmediato es lograr golpear a su adversario antes de estar en desventaja. En la Argentina para sumar de a tres hay que meter el primer gol; la regla, que por supuesto tiene excepciones, es ésa.

La buena noticia para el Pincha es que parece haber encontrado su N° 9: Leandro Díaz. Falla mucho abajo del arco, pero cada tanto convierte. Y es así porque se fabrica situaciones: corre, choca, hace diagonales, las pide. Erra y seguramente en el futuro fallará más de lo que meta, pero Estudiantes lo necesita dentro de la cancha y Zielinski le dio la chance . A Jaime Ayoví (fuera de ritmo) le cuesta todo, Francisco Apaolaza aún está verde y Gustavo Del Prete es una muy buena segunda guitarra.

Walter Bou también le convirtió a Estudiantes, jugando para Defensa y Justicia. 15/10/21
Twitter @ClubDefensayJus


Walter Bou también le convirtió a Estudiantes, jugando para Defensa y Justicia. 15/10/21 (Twitter @ClubDefensayJus/)

Tiene al centrodelantero, algo que le costó hallar 19 fechas (un torneo entero de los de antes, cuando el fútbol argentino era normal y tenía 20 equipos en Primera División). Ahora, lo que le falta al Pincha es recuperar la memoria y pegar primero.

“Lamentablemente es otro partido que arrancamos perdiendo”, confesó el técnico después del 1-1 frente a River, aunque observó un progreso: “El equipo ha encontrado medianamente la solidez”.

Estudiantes quiere volver al plano internacional. A las copas que tanto le gustan. Lo dicen sus hinchas y los integrantes del plantel. Para lograrlo, deberá dejar de ser este reaccionador serial en el que se convirtió.

De acá en adelante el Pincha tendrá el desafío de ser contundente antes de estar 0-1. En síntesis: herir al adversario antes de estar herido.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.