Paraguay - Argentina: las milagrosas salvadas de la selección Albirroja que evitaron el festejo del equipo de Scaloni

·2  min de lectura
La providencial salvada de Omar Alderete que salvó el arco paraguayo
Captura de pantalla

Pudieron ser la apertura del marcador, pero en las tres la pelota no entró de milagro. La jugada más clara del primer tiempo en el que Argentina empató 0 a 0 ante Paraguay por la fecha 12 de las eliminatorias sudamericanas rumbo a Qatar la tuvo el combinado argentino y fue Ángel Di María el que no pudo empujar la providencial y enorme salvada “de taco” del defensor paraguayo Omar Alderete. En la segunda parte, fue otro zaguero de la Albirroja el que evitó otra jugada de forma magnífica. Y la última, una estupenda tapada del arquero del local.

Una de ellas se dio a los 11 de la primera parte. Marcos Acuña tocó con Messi al medio que, de inmediato habilitó muy bien a Correa. El delantero de Inter metió un centro al área chica y fue Omar Alderete, defensor del combinado de Berizzo, el que llegó primero para salvar. Pero antes de rechazar, el zaguero paraguayo, pareció enredarse con la pelota en sus pies y a pocos centímetros de la línea y con la llegada de Ángel Di María por atrás, tiró un taco que rebotó en la pierna izquierda del volante argentino, que no pudo empujarla casi adentro del arco.

La situación fue la más clara del partido durante los primeros 45 minutos. Además de las dos llegada de Joaquín Correa, que fueron muy bien tapadas por Antony Silva. La primera, llegando primero a la pelota en un mano a mano, y la otra, sacando hacia afuera un gran remate del atacante argentino al segundo palo.

Ya en el segundo tiempo y con un duelo ida y vuelta, llegó otro estupendo cierre que salvó el arco de Silva. Cuando se disputaban 15, Messi habilitó a Di María que estaba bien abierto en el sector izquierdo. El volante argentino miró hacia el área, se acomodó y envió un gran centro al segundo palo para Joaquín Correa que cabeceó hacia el arco, pero fue el defensor Mathias Villasanti el que elevó su pierna derecha y casi sin mirar la sacó al córner de manera estupenda una pelota que llevaba destino de gol.

La tercera y última más cercana se dio tras el ingreso de Alejandro Gómez. El Papu encaró de la izquierda hacia el centro, se acomodó y sacó un terrible derechazo que iba al ángulo del segundo palo del arco paraguayo, pero Antony Silva se estiró y, a mano cambiada, despejó la pelota con lo que fue la tapada del partido.

El equipo de Scaloni, además se salvó en dos oportunidades por grandes intervenciones de Emiliano Martínez. Primero en un mano a mano contra Almirón y luego un gran anticipo en el primer palo del atacante Antonio Sanabria que disparó con destino de gol.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.