Oblak, al podio de los extranjeros históricos del Atlético

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·2  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Madrid, 25 oct (EFE).- El portero esloveno Jan Oblak ya está en el podio de los futbolistas extranjeros con más partidos de la historia del Atlético de Madrid al sumar este domingo su encuentro número 315 ante la Real Sociedad, que le permite superar al defensor colombiano Luis Amaranto Perea.

El guardameta esloveno, estandarte del conjunto rojiblanco durante las últimas siete temporadas con sus paradas en muchos casos milagrosas, solo tiene por delante en el historial de futbolistas foráneos del Atlético a dos excompañeros: el lateral brasileño Filipe Luis, que sumó 333 partidos, y el central uruguayo Diego Godín, en la cúspide de esta lista con 389 encuentros.

Aunque logró la marca en un duelo complicado, el empate contra la Real Sociedad en el que encajó dos tantos (2-2) en los que no estuvo especialmente afortunado, Oblak envió este lunes un mensaje agradeciendo su aliento a los aficionados.

"En las buenas y en las malas gracias por el apoyo", resaltó el portero del Atlético en su perfil oficial en Twitter, acompañando la declaración con una imagen suya aplaudiendo al público tras el encuentro.

En el podio de los extranjeros que dejaron huella en la más que centenaria historia del conjunto rojiblanco, Oblak cuenta en su palmarés con una Liga (2020-21), una Liga Europa (2017-18), una Supercopa española (2014) y una Supercopa europea (2018).

Oblak llegó al Atlético en julio de 2014 procedente del Benfica portugués, en el que fue uno de los traspasos de porteros más caros de la historia hasta entonces, por unos 16 millones de euros y con la presión de sustituir al belga Thibaut Courtois, entonces retornado al Chelsea inglés y hoy portero del Real Madrid.

Los comienzos del esloveno no fueron sencillos: encajó tres goles en su debut en Liga de Campeones contra el Olympiacos griego (3-2) y le tomó la delantera Miguel Ángel Moyá.

Una lesión muscular del portero balear en el duelo de vuelta de octavos de final de Liga de Campeones contra el Bayer Leverkusen alemán le volvió a poner bajo los palos. Demostró su habilidad desviando un penalti y a partir de entonces se hizo dueño y señor de la portería del Atlético.

A partir de entonces, Oblak se ha revelado como un guardameta de una tremenda seguridad, que le ha hecho acreedor de cinco trofeos 'Zamora' al guardameta menos batido de la Liga española, en las temporada 2015-16, 2016-17, 2017-18, 2018-19 y 2020-21.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.