Novak Djokovic avanza entre dudas físicas y algún incidente con un espectador en el Australian Open

Djokovic le dice al umpire que un hombre lo estaba insultado
Djokovic le dice al umpire que un hombre lo estaba insultado

Con susto, dudas con su cuerpo e incomodidad por algunas circunstancias en las tribunas del Rod Laver Arena. Novak Djokovic, deportivamente el máximo favorito al título en el Abierto de Australia, dio un paso más en su búsqueda del décimo trofeo en Melbourne que, además, le permitiría alcanzar el récord de 22 títulos individuales de Grand Slam que ostenta Rafael Nadal, ya afuera del certamen por una lesión en el psoas Iliaco de su pierna izquierda que lo mantendrá alejado de los courts entre seis y ocho semanas. El serbio venció al francés Enzo Couacaud (191°) por 6-1, 6-7 (5-7), 6-2 y 6-0, en tres horas y 4 minutos. Su rival en la tercera ronda será el búlgaro Grigor Dimitrov (27°).

Novak Djokovic venció al Enzo Couacaud en la segunda rueda de Australia
Novak Djokovic venció al Enzo Couacaud en la segunda rueda de Australia - Créditos: @MARTIN KEEP

Después de ganar un ATP 250 en la primera semana de acción de la temporada, en Adelaida, Nole llegó al Melbourne Park con cierta incertidumbre por acarrear una molestia en el músculo isquiotibial de la pierna izquierda. De hecho, canceló varios entrenamientos. Durante el partido ante Couacaud volvió a recibir atención médica, pero logró seguir adelante. Claro que, teniendo en cuenta que la exigencia en el Australian Open es de máximo nivel (partidos al mejor de cinco sets, altas temperaturas, superficie dura), se siembran las dudas mirando hacia adelante.

Djokovic, actual número 5 del ranking, jugó a un buen nivel durante gran parte del match ante el francés, que le había ganado al boliviano Hugo Dellien en la primera ronda del main draw después de superar la clasificación del torneo. Cuarto cabeza de serie, el balcánico se lució en el arranque siendo arrollador y cediendo sólo un game en un primer set impecable, en el que el serbio no concedió ninguna pelota de break. Sin embargo, todo se complicó en el segundo parcial: Couacaud elevó su nivel, se mostró más confiado y empató el duelo ante Djokovic, que en esos momentos de presión -lejos de desmoralizarse- volvió a sacar su mejor versión. La rebelión de Couacaud duró poco tiempo. Djokovic aceleró y se llevó dos sets más con autoridad para avanzar a la próxima etapa del certamen, donde lo esperará Dimitrov, a quien venció en nueve de los diez duelos previos.

El momento en el que Novak Djokovic abandona el court para ser atendido por los problemas musculares
El momento en el que Novak Djokovic abandona el court para ser atendido por los problemas musculares - Créditos: @Dita Alangkara

Un año después de haber vivido la pesadilla de la deportación por no estar vacunado contra el Covid-19, Djokovic sólo está enfocado en jugar. Encadena 36 victorias en suelo australiano desde 2018, de las cuales 23 son en el Grand Slam. Nole, entrenado por la leyenda croata Goran Ivanisevic, no sólo igualará a Nadal si es campeón dentro de dos domingos, sino que volverá a la cima del ranking, donde hasta el momento permanece el español Carlos Alcaraz. Con 373 semanas, Nole es el jugador que más tiempo permaneció en el número 1 (Roger Federer, con 310 semanas, es el segundo).

El resumen del partido

“¡Está borracho!”

Djokovic cometió una doble falta después de haber sido molestado por un reducido grupo de espectadores durante el segundo set ante Couacaud. no pudo más con un ruidoso pequeño grupo de aficionados. Le apuntó directamente a un espectador y se acercó al juez de silla para pedirle la expulsión de ese molesto fanático. “Sabes quién es. ¡Está borracho !Me está provocando toda la noche”, le dijo Nole al umpire. Pero siguieron los ruidos molestos y Nole se enfureció: “Tu lo has escuchado diez veces, yo cincuenta. No ha venido a ver tenis, me está provocando desde el primer punto. Quiere sacarme de mis casillas”.

La queja al umpire

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Fue fácil identificar a los espectadores que señalaba Djokovic, ya que estaban vestidos con remeras y gorros del personaje del dibujo ‘¿Dónde está Wally?’.

“¿Por qué no llamas a seguridad y lo echan del estadio?”, insistió Djokovic. Un agente de seguridad se acercó al hincha en cuestión y, finalmente, fue expulsado del estadio.

La situación recordó al incidente de la final de Wimbledon 2022 con el australiano Nick Kyrgios, que consiguió que echaran de la tribuna a una mujer tras avisarle al árbitro que estaba “borracha y loca”. La mujer llevó el caso a los tribunales, y Kyrgios terminó pidiendo disculpas y donó 20.000 libras a una entidad benéfica reconociendo que se había equivocado al considerar que la señora estaba ebria.