Zinedine Zidane, furioso por los rumores en Real Madrid: "Díganme a la cara que me quieren cambiar, no sólo por detrás"

LA NACION
·4  min de lectura

Zinedine Zidane cargó con dureza contra los críticos de Real Madrid, exigiendo respeto tanto para él como para sus jugadores e insistiendo en que siguen optando al título de la Liga española. "Ustedes dicen muchas cosas y hay que asumirlas. Deberían decirme a la cara 'te queremos cambiar'. Pero hay que decirlo, no sólo por detrás. El año pasado ganamos el torneo y espero un poco de respeto. Y eso sucedió la temporada pasada, no fue hace 10 años", dijo el francés, visiblemente enojado, ante los medios de prensa.

Boca no tiene paz: Tevez y los referentes se plantan ante el Consejo de Fútbol y le exigen a Russo que se defina

Zidane se mostró enfurecido en la rueda de prensa previa al encuentro por la Liga de este sábado frente a Huesca (desde las 12.15, por ESPN). El entrenador del Real Madrid aseguró que "no" merece el "trato" que está recibiendo por parte de los medios de comunicación, que considera que cuestionan siempre su trabajo. "Un día estoy fuera, al día siguiente un poco dentro, luego otra vez fuera... Lo acepto. Me enojo para decirles que ustedes hacen su trabajo, y nosotros el nuestro, que es dar la cara. Tienen que respetar un poco a esta gente que trabaja aquí", enfatizó.

Intocable durante varios años por su impresionante cosecha de títulos, Zidane quedó en el ojo de la tormenta por el mal momento que atraviesa Real Madrid. El francés obtuvo tres Champions League, dos Ligas y 11 títulos en total, pero el difícil panorama en el torneo local y la eliminación en la Copa del Rey volvieron a colocarlo en una posición incómoda.

Un periodista le remarcó al DT que se estaba mostrando "reivindicativo" con lo que estaba declarando. Y Zidane no se calló nada. "Encima me preguntan por qué me enojo. Me hacen reír. Creo que soy el único que piensa que cada día estoy fuera. No sé. No estoy contento que me pregunten cada vez que hacemos un mal partido. No sé lo que va a pasar. Nos merecemos terminar con esta plantilla, con los jugadores que están aquí. Vamos a luchar. Soy un afortunado de estar aquí y voy a aprovechar hasta el último día, no lo voy a dejar. Y los jugadores no lo van a dejar. Se habla mucho de una situación incómoda; no estamos muy finos, no hemos ganado los partidos suficientes, pero estamos animados con cambiar la situación y es lo que vamos a hacer", dijo el DT.

La reacción de Zidane

El técnico blanco tampoco cree que la distancia con Atlético de Madrid (10 puntos, aunque los dirigidos por Diego Simeone han jugado un partido menos) sea insalvable. "Somos el Real Madrid, vamos a intentarlo hasta el final. Hay dos competiciones y vamos a darlo todo", expuso. "Yo confío en todos. Estamos en dos competiciones, hay 54 puntos en juego en la Liga. Hay dos competiciones si añadimos la Champions League y las vamos a pelear hasta el final", aseveró.

Hace algunas semanas, a la increíble eliminación del Madrid ante Alcoyano, por la Copa del Rey, se le sumó el test positivo de Covid-19 del técnico francés. "Eso también me tuvo un poco enfadado, además llevo dos semanas encerrado en la jaula y tengo ganas de salir y demostrar que voy a pelear hasta el final", aseguró.

En otro orden de cosas, Zidane resaltó la "mala suerte" que afecta al belga Eden Hazard, que volvió a lesionarse, y pidió ser "positivos". "No está contento, igual no entiende la situación totalmente. Tiene que aceptarlo y cambiar algo para que la situación sea diferente", manifestó.

Esperanzado con revertir la situación y mientras mira de reojo los octavos de final de la Champions League (se enfrentará contra Atalanta, de Italia), Zidane pide paciencia. "Esta plantilla se merece seguir y poner la cara, y se lo digo a nuestros simpatizantes. Estamos aquí y vamos a pelear para dar una alegría a una afición que quiere mucho a su equipo, que quiere verle ganar y jugar bien al fútbol", señaló.