Así se vivió el entrenamiento a puerta abierta de las Chivas

El Universal

GUADALAJARA, Jal., enero 2 (EL UNIVERSAL).- Chivas arrancó el 2020 con algunas sorpresas. Las novedades fueron dos ausencias en el redil. Primero, Uriel Antuna, quien recibió un permiso especial por parte del club debido a que se convertirá en padre. Por otro lado, José Madueña sigue su proceso de rehabilitación separado de sus compañeros y su debut en el torneo es una incógnita.

El Guadalajara abrió las puertas de Verde Valle al público en general, contando con la presencia de 1,500 aficionados, antes de partir a Aguascalientes para su último duelo amistoso.

La afición observó el entrenamiento con paciencia, gritando los nombres de sus ídolos y esperando llamar su atención al final de la práctica, donde los jugadores se dieron el tiempo de regalar firmas y fotos a quienes pudieron.

Pero fue un valiente quien se atrevió a más, superando la reja de protección y corriendo a lo largo de la cancha de Verde Valle para alcanzar a Cristian Calderón. Elementos de seguridad llegaron a retirarlo de las instalaciones.

Chivas disputará su último amistoso de cara al siguiente torneo este sábado en Aguascalientes, ante Necaxa, en punto de las 19:00 horas.

Qué leer a continuación