VIDEO | Anota un gol con la cabeza en partido de hockey sobre hielo, pero es anulado

Colin White de los Ottawa Senators al momento de cabecear el disco. (Photo by Andre Ringuette/NHLI via Getty Images)
Colin White de los Ottawa Senators al momento de cabecear el disco. (Photo by Andre Ringuette/NHLI via Getty Images)

Sin duda una situación inusual se vivió en la National Hockey League (NHL) el pasado 4 de enero, en el encuentro entre los Tampa Bay Lightning y los Ottawa Senators, cuando el jugador Colin White cabeceó el puck o disco y anotó un gol que significaba el empate de su equipo que perdía 4 a 3. Lamentablemente esta anotación no fue válida.

Lo curioso de la situación es que el jugador que cabeceó el disco de caucho macizo, los jugadores de ambos equipos y el público que ovacionó la anotación, no sabían que estas jugadas no están permitidas en el hockey profesional en Norteamérica.

Y como en todo deporte en el que se involucra un equipo canadiense, el árbitro se tomó el tiempo y la molestia para explicar a los involucrados y a la impaciente audiencia que por cuestiones de seguridad para el jugador, una anotación es válida sólo si se hace usando el bastón. Con otra parte de la indumentaria no se considera válido un gol.

La jugada, celebrada hasta por los que operaban la iluminación del Canadian Tire Centre, se dio a poco más de un minuto para que el partido finalizara. Los de Florida ganaban 4-3, por lo que los Senators buscaban el empate de manera desesperada para forzar el alargue. El reloj marcaba 1:09 minutos para que el juego culminara, cuando Colin White sacó un potente disparo que el arquero Curtis McElhinney pudo desviarlo. Tras el desvío, el disco se elevó tanto que se perdió de vista. Los jugadores visitantes y el propio arquero no sabían dónde estaba el puck, sin embargo White fue el único que lo siguió con la mirada.

VIDEO | CR7 comienza el año con un 'hat trick'

White se adelantó a un defensor y golpeó el disco con la parte frontal del casco, un cabezazo perfecto para anotar el gol y celebrarlo efusivamente su compañero Tyler Ennis. Pero la alegría se diluyó de inmediato cuando uno de los árbitros patinó detrás de la portería para anular el gol, mientras el público celebraba el ansiado empate.

“Fue algo que pasó en una fracción de segundos", dijo White al término del partido. “Pensé que si el disco golpeaba el suelo y había un extraño, no sabría cómo golpearlo con el bastón. El defensor estaba frente a mí en ese momento y yo desconocía la regla, así que no dudé en cabecear”.

Tras la explicación del reglamento por parte del colegiado, los propios comentaristas de televisión soltaron la carcajada al disculparse con la audiencia pues también desconocían esa regla y aseguraron que nunca antes habían visto algo similar.

De hecho, los Senators tomaron a broma esta situación, a pesar que perdieron el partido 5 a 3, y publicaron en su cuenta de Twitter una encuesta en la que invitaba al público a votar sobre la validez de la anotación, jactándose respetuosamente de la actitud de los oficiales.

“Pulgar arriba si pensabas que el gol debió valer. Pulgar abajo si eres policía”. El público votante dio su veredicto.


Qué leer a continuación