Valcke "impresionado" con obras en Cuiabá, sede de Brasil-2014 en el Pantanal

El secretario general de la FIFA, Jerome Valcke, dijo el miércoles estar "impresionado" con el avance de las obras en la ciudad de Cuiabá (centro-oeste), la sede del Mundial-2014 en el ecosistema Pantanal, que visitó en su cuarta gira por Brasil.

"Es increíble la cantidad de proyectos que van a transformar la ciudad después del Mundial. La Copa del Mundo es eso, se trata de organizar un evento y cambiar el rostro de una ciudad. Cuiabá va a impresionar al mundo en 2014", expresó Valcke.

"¡Es para quitarse el sombrero con Cuiabá! Visiones y proyectos increíbles. Impresionado por lo que será entregado aquí en 2014", añadió en la cuenta Twitter del Portal de la Copa del Mundo de la FIFA.

La construcción del estadio Arena Pantanal, que recibirá cuatro juegos de la fase de grupos del Mundial, ha avanzado un 47% y tendrá capacidad para 43.000 personas. Está valorada en 518,9 millones de reales (unos 253,12 millones de dólares).

Además, se llevan a cabo trabajos en la ampliación del aeropuerto y la construcción de nuevos sistemas de transporte masivo, que según reportes de la prensa local presentan importantes atrasos.

"Tendremos una Cuiabá completamente diferente, no sólo por el evento, sino por lo que supo invertir en infraestructura y en la valorización de la cultura local", dijo por su parte el secretario ejecutivo del Ministerio de Deportes, Luis Fernandes, representante del gobierno en el Comité Organizador Local (COL).

Fernandes y los exastros del fútbol Ronaldo y Bebeto acompañaron a Valcke en su gira, que comenzó el miércoles en Manaos (Amazonas, norte).

En Manaos, los responsables visitaron el estadio Arena Amazonia, que tendrá capacidad para 44.000 espectadores y cuyas obras han avanzado un 42%.

En ambas ciudades, Valcke y los directivos del COL se reunieron con autoridades locales.

La gira cierra el jueves en Rio de Janeiro, donde Valcke sostendrá un encuentro con la directiva del COL y ofrecerá una conferencia de prensa.

Esta es la segunda visita que el responsable hace al país desde que en febrero dijo que Brasil necesitaba una "patada en el culo" para acelerar las obras para el Mundial, con atrasos importantes sobre todo en lo que se refiere a infraestructura.

Sus declaraciones agriaron la relación con el gobierno brasileño, aunque la tensión ya se considera superada.

Un grupo de personas pasa en enero pasado ante un cartel en la ciudad brasileña de Cuiabá en donde se construye un estadio para el Mundial de 2014. Las obras fueron elogiadas por El secretario general de la FIFA, Jerome Valcke

Cargando...

YAHOO DEPORTES EN FACEBOOK