Una joven británica carga contra la altura de la barandilla tras la muerte de su novio en Magaluf

El joven británico de 20 años Freddie Pring murió hace más de un mes en Magaluf (Mallorca) después de precipitarse al vacío desde el balcón de su habitación en el segundo piso de un hotel de la ciudad tras una noche de fiesta. Ahora, semanas después, una joven que dice ser su novia ha escrito una carta que se ha vuelto viral en Twitter en la que culpa a la altura de las barandillas en España de la muerte de su pareja.

Mia Smith, así se llama la chica, explica en su texto, que pide que sea compartido para salvar vidas, que Freddie murió no como consecuencia de haber bebido y cometido alguna imprudencia asomándose al balcón, sino por la altura de la barandilla, que no es, a su juicio, suficiente.

En su argumentación escribe que tiene constancia de esa práctica que llaman ‘balconing’ pero que en el caso de su novio, en “viaje de trabajo”, no es aplicable ya que lo suyo fue un accidente debido a unas medidas de seguridad insuficientes y no a una temeridad por parte de la víctima.

Además de cargar contra los 1,10 metros de un elemento de seguridad que considera insuficientes y que “llama a los accidentes” -menciona que ha habido más en los últimos meses, algunos con heridos-, también dedica unas palabras muy críticas contra los responsables de los hoteles.

“Y si somos sinceros, los hoteles de Magaluf y otras ciudades de fiesta ganan su dinero de estos grupos que abusan del alcohol. Saben que sus clientes se van a emborrachar, por lo que han de asegurarse de que hay medidas extra de seguridad para mantenerlos a salvo”, critica.

Concluye su alegato contra las barandillas asegurando que “nadie merece ir de vacaciones y no volver y nadie merece sentir el dolor de perder a alguien a quien se quiere por algo que podría haber sido fácil de prevenir”. Por eso llama a todo el mundo a compartir y a mantenerse seguro.

Sus comentarios han dado mucho de qué hablar en Twitter, donde más de 2.800 personas han dejado constancia de la opinión que les merece esta carta. Algunos creen que su explicación no se sostiene y que la culpa la tiene el alcohol y la imprudencia. También hay quien le recuerda que los españoles están acostumbrados a tener balcones en sus casas y estos accidentes no suelen producirse. Y otros le envían apoyos ante algunos comentarios de mal gusto que ha recibido.

Ella ha aprovechado el tirón de su tuit para lanzar una campaña de recaudación de fondos para ayudar a niños y adultos que quieran practicar deporte en honor a la memoria de Freddie.

Mia Smith asegura que la culpa de que su novio, un joven británico en "viaje de trabajo" en Magaluf, muriese al caer desde el balcón del hotel no es culpa de que hubiese bebido, sino de la altura de la barandilla. (Foto: Captura de Twitter / @mmiassmith)
Mia Smith asegura que la culpa de que su novio, un joven británico en "viaje de trabajo" en Magaluf, muriese al caer desde el balcón del hotel no es culpa de que hubiese bebido, sino de la altura de la barandilla. (Foto: Captura de Twitter / @mmiassmith)

Qué leer a continuación