Tom Brady y la historia de su dorsal con los Buccaneers

·1  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, enero 27 (EL UNIVERSAL).- La obsesión de Tom Brady por acumular más anillos de Super Bowl casi lo llevan a portar un dorsal diferente a su tradicional “12”. Cuando el quarterback firmó con los Buccaneers de Tampa Bay, se creó una incertidumbre en la franquicia, debido a que su número, el que portó por dos décadas en Nueva Inglaterra, lo vestía el receptor Chris Godwin.

De acuerdo con Jason Licht, gerente general de los Bucs, Brady hubiera pedido el “7”, en caso de que su nuevo compañero no hubiera soltado el "12". ¿Por qué? Porque es el número al que quiere llegar en campeonatos conseguidos en la NFL.

"Después de que acordamos [que Brady iba a firmar], le pregunte: 'Oye, hay otra cosa aquí. El número 12 en nuestro equipo es Chris Godwin. ¿Qué opinas de eso?'", narró Licht, en entrevista con Peter King, sobre la conversación que tuvo con Brady.

"Me contestó que era un gran jugador y que no pensaba tomarlo: '¿Sabes en qué número estoy pensando? Estoy pensando en tomar, a lo mejor, el 7. ¿Está disponible?'". Cuando Licht le preguntó por qué tomaría ese dorsal, Brady le respondió: "Ir detrás de este séptimo Super Bowl".

Al final, Godwin acordó en dejarle el 12 y se cambió al 14. Casi un año después de la negociación, Brady lideró el camino para los Buccaneers, que se convertirán en la primera franquicia en jugar por el trofeo Vince Lombardi en su propio estadio, el Raymond James Stadium.