Todos los altavoces inteligentes pueden ser hackeados de una forma increíblemente sencilla

Los altavoces inteligentes pueden ser hackeados. Y de una forma realmente increíble: si un rayo láser acierta en su micrófono, puede hacerse con su control. ese es el hallazgo al que ha llegado un grupo de científicos estadounidenses que acaba de hacer público su hallazgo.

Los altavoces inteligentes están cada vez más presentes en nuestros hogares. Cada vez es más habitual escuchar en un salón ‘Alexa’ o ‘Ok Google’. Estos aparatos no solo sirven para poner canciones o para que nos digan de viva voz si va a llover en las próximas horas o no: también son una especie de mayordomo virtual que controla diferentes aspectos de nuestras casas. Por ejemplo, la luz de una habitación, la temperatura de una estancia, lo que graba una cámara de seguridad o incluso la apertura de las puertas.

Todos los altavoces inteligentes pueden ser hackeados de una forma increíblemente sencilla REUTERS/Steve Marcus
Todos los altavoces inteligentes pueden ser hackeados de una forma increíblemente sencilla REUTERS/Steve Marcus

A priori, estos aparatos son difícilmente hackeables. Están conectados al router de nuestra casa y solo se activan a través de una aplicación instalada en nuestros teléfonos, tabletas u ordenadores o a través de la voz (habría que estar en la misma habitación para darles las órdenes).

Pero científicos estadounidenses han encontrado una forma de hackearlos sin necesidad de estar en la misma habitación. Ni más ni menos que con un rayo láser que apunte a su micrófono.

Al parecer, este tipo de aparatos interpretan la luz del láser como si fuera sonido y traducen esa información en señales eléctricas que activan sus procesadores y hacen que funcionen. Es decir, creen que el láser es una voz. Pero lo más increíble es que si los científicos modulaban la intensidad del láser en función del sonido de las palabras (haciendo el camino inverso que hacen los altavoces), consiguieron que obedecieran órdenes.

Esa modulación se realiza mediante un programa de ordenador que cambia la intensidad del láser, haciendo así que el altavoz realice las tareas que los hackers le pidan. Por ejemplo, desconectar la alarma de la casa o abrir la puerta del garaje. Todo este proceso se puede realizar fuera de una casa, ya que el láser puede atravesar perfectamente una ventana.

Este hallazgo se originó con un hecho fortuito, según revela Wired. Todo empezó cuando el doctor Kevin Fu de la Universidad de Michigan apuntó por accidente un rayo láser de su laboratorio al micrófono de su iPad y descubrió que el aparato interpretaba esta señal como si fuera sonido. A partir de eso, empezó a investigar modulando la fuerza de un láser para saber si puede activar o dominar a distancia un altavoz inteligente. Y así es como ha llegado a esta alucinante revelación.

Qué leer a continuación