Tigres aplasta a las Chivas en el Volcán

El Universal

Ramón Treviño, enviado

SAN NICOLÁS DE LOS GARZA, NL., febrero 8 (EL UNIVERSAL).- Esas "Chivalácticas" que tanto presumió Ricardo Peláez han quedado en una mentira. El Guadalajara fue goleado 3-0 por los Tigres.

Un baño helado sobre el Rebaño de Luis Fernando Tena, quien todavía no sabe cómo hacer funcionar el potencial que le otorgó el director deportivo rojiblanco.

Con doblete de André-Pierre Gignac y otro de Enner Valencia, los felinos de Ricardo Ferretti apalearon a las Chivas.

El Guadalajara está muy lejos de lo que prometió a principio de año.

José Juan Macías tuvo la oportunidad para adelantar a los rojiblancos, en el arranque del cotejo. El delantero pegó fuerte, pero a la dirección de Nahuel. Fue al minuto 6, lo único interesante por parte del Rebaño en el primer tiempo.

Nada por la banda derecha con Uriel Antuna. Poco por la izquierda de Alexis Vega. Falta de idea por el centro de Javier Eduardo López. Lento el funcionamiento del "Flaco" Tena.

Y los Tigres tampoco fueron espectaculares, con muchas fallas en los últimos toques cerca del área tapatía.

Para la segunda mitad, los felinos encontraron ese pase que buscaban para meterle gol a Antonio Rodríguez. Luis Quiñones centró raso por la izquierda y Valencia sólo empujó el balón (52´).

Con los rostros pálidos al irse abajo en los cartones, las Chivas iban a mostrar su capacidad, la cual fue nula porque Jesús Molina jaló a Gignac dentro del área y Fernando Hernández señaló penalti. El francés no erró (62').

Oribe Peralta todavía tuvo para acercar al Rebaño. El veterano falló lo que era un gol cantado, a milímetros de la portería con Guzmán vencido sobre el césped. A los dos minutos, Gignac sentenció la goleada.

Los refuerzos rojiblancos no han funcionado, los que ya estaban no muestran mejoría y a Tena se le agota el tiempo para que el Rebaño explote en talento. Mientras que Peláez, serio en un palco del estadio Universitario, observó los tres goles recibidos.

Las Chivas regresaron humilladas y exhibidas a Guadalajara.

Qué leer a continuación