Talavera habló sobre su reencuentro con árbitro César Ramos

·1  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, octubre 29 (EL UNIVERSAL).- Alfredo Talavera se ha convertido en un líder de los Pumas. Su buen momento tiene al Club Universidad en la disputa por un boleto directo a la Liguilla.

El arquero vive uno de sus mejores momentos y llegar al cuadro auriazul ha sido una de las mejores decisiones de su vida.

"Es una decisión importante que he tenido en mi vida, que es llegar a esta institución. Fue por un zoom el primer contacto y ahí surgió todo. Ahí se vio la seriedad con la que trabaja el club. Agradecido con Leopoldo (Silva) y Chucho (Ramírez). Una de las decisiones más importantes".

El portero, considerado por su técnico Andrés Lillini, como el mejor de México, se reencontrará con el árbitro César Ramos Palazuelos, quien lo expulsó este torneo ante el León, pero el meta resta importancia.

"El árbitro viene a hacer su mejor trabajo, no me me causa nada quien sea. Como futbolistas nos toca concentrarnos; el rival y el árbitro son factores que no podemos controlar. Al final ni te enteras quien pitó porque entras concentrado", aseveró.

Sobre su liderazgo e importancia dentro de la institución, señaló el buen trabajo del equipo para arroparlo como si fuera un elemento de casa.

"Agradecido porque esta institución me dio la oportunidad de seguir cumpliendo mis sueños. El equipo se ha visto bien con un gran cuerpo técnico y muy capaz y que trabaja espectacular. Cuando tienes un cuerpo técnico que te da confianza, surgen grandes cosas", sentenció.