Stroll probó con un GP2 en Imola: "Fue una experiencia útil"

Adam Cooper
·2  min de lectura

Stroll es uno de los dos pilotos que aprovecharon la oportunidad de visitar el circuito Enzo y Dino Ferrari después de que se anunciara el GP de Emilia Romagna, a pesar del evidente desafío que supone que el evento se desarrolle con una sola sesión de entrenamientos el sábado por la mañana.

Valtteri Bottas probó en Imola poco antes de Stroll, aunque en su caso fue al volante de un Mercedes de carretera.

Los pilotos de AlphaTauri, Pierre Gasly y Daniil Kvyat, también giraron en el lugar antes del comienzo de la temporada en los monoplazas 2020 y 2018 del equipo. Sin embargo, en ese momento la carrera en Imola no estaba en los planes.

La prueba de Stroll tuvo lugar después del GP de la Toscana al volante de un chasis de GP2/F2 que había pertenecido al equipo Prema y que había corrido anteriormente Charles Leclerc.

El canadiense usó una estrategia similar de pruebas privadas en 2016 antes de su primera temporada en F1 con Williams, visitando la mayoría de las sedes de los grandes premios para probar con un monoplaza de dos años de antigüedad del equipo.

También lee:

Pérez: No puedo esperar mucho más a Red Bull Gasly: me sorprendió que no me consideraran en Red Bull Binotto ensayó tres veces antes de decirle a Vettel que no seguía

"Fue divertido", dijo cuando Motorsport.com le preguntó sobre el test de Imola. "Es un coche genial, muy divertido de conducir".

"Es una gran pista, así que fue una experiencia útil, así que diría que sí, nunca está de más dar vueltas en una pista para refrescar la memoria. Lo averiguaremos mañana".

Stroll no es ajeno al circuito, habiendo conseguido el título de la F3 Europea allí hace cuatro años.

"Tengo buenos recuerdos de este lugar", dijo. "Ganar el título aquí en 2016 fue un día especial. Así que siempre es agradable mirar hacia atrás en esos recuerdos. Es una gran pista, es rápida, es muy técnica".

"Es una vuelta intensa con muchos bordillos. Y sabes que tiene ese tipo de característica tradicional de la vieja escuela, donde no hay muchas escapatorias, no hay mucho espacio para el error, y creo que a todos los pilotos nos gustan las pistas como esa donde sabes que pagas el precio de los errores, y este es uno de esos lugares".

"Así que estoy muy emocionado de salir ahí mañana. Va a ser bastante impresionante aquí en la F1. Es estrecho en algunas partes, como dije, es de la vieja escuela, no hay mucho espacio para el error, así que debería ser divertido".