Una startup apoyada por Bill Gates crea un horno solar para salvar el planeta

Instalación solar de la empresa Heliogen. Foto: cortesía de Heliogen.
Instalación solar de la empresa Heliogen. Foto: cortesía de Heliogen.

Heliogen, una discreta compañía que se propone usar la inteligencia artificial para aprovechar la energía generada por el sol, ha hecho públicos sus primeros logros.

Con el apoyo financiero del magnate de la informática, el multimillonario Bill Gates, esta startup asegura ahora que el campo de espejos en que se centra su proyecto logró generar un calor extremo por encima de los 1.000 grados centígrados.

Esta especie de horno solar, “capaz de alcanzar temperaturas que son aproximadamente una cuarta parte de lo que encontraría en la superficie del sol”, según un reporte de CNN, sería un paso de avance en el empeño de priorizar la energía limpia.

Gracias a este invento, por primera vez la energía solar concentrada podría ser utilizada para generar el calor extremo que se necesita para fabricar cemento, acero, vidrio y otros importantes productos industriales.

En paralelo, la luz solar libre de carbono podría reemplazar a los combustibles fósiles, “uno de los sectores de la economía que emite mucho carbono y que no ha sido afectado por la revolución de la energía limpia”, apunta el texto.

“Estamos implementando una tecnología que puede tener mejor precio que los combustibles fósiles y no generar emisiones de Co2 —aseguró para CNN Business Bill Gross, fundador y CEO de Heliogen—. Este es realmente el santo grial”.

Bill Gates, fundador de Microsoft, inversionista y filántropo. Foto: AP.
Bill Gates, fundador de Microsoft, inversionista y filántropo. Foto: AP.

Desde Heliogen se estima que la tecnología patentada podrá reducir drásticamente las emisiones de gases de efecto invernadero por parte de la industria. Nada más la del cemento, por ejemplo, representa el 7% de las emisiones globales de Co2, según la Agencia Internacional de Energía.

Por su parte, el multimillonario propietario de Los Ángeles Times, Patrick Soon-Shiong, quien también ha contribuido a este proyecto, elogió el trabajo de Gross y de Heliogen.

“Bill y el equipo realmente ahora han aprovechado el sol —le dijo a CNN— El potencial para la humanidad es enorme... El potencial para los negocios es incalculable”.

Por qué es diferente

A diferencia de la energía solar tradicional, que utiliza paneles de techo para capturar la energía del sol, Heliogen trabaja en la llamada energía solar concentrada.

Ya en el pasado se ha utilizado este tipo de energía, pero en menores proporciones. En Omán, por ejemplo, se emplea para generar la potencia necesaria para extraer petróleo.

Sin embargo, hasta ahora este sistema no había logrado alcanzar temperaturas tan altas, ideales para ciertos procesos industriales como la producción de cemento y acero, dos sectores altamente demandados en el mundo de hoy.

Instalación solar de Heliogen en Lancaster. Foto: cortesía de Heliogen.
Instalación solar de Heliogen en Lancaster. Foto: cortesía de Heliogen.

Al no poder vincular a la energía solar concentrada que se producía con estas dos ramas de la industria, el gasto de petróleo se hacía demasiado alto. Por ello el logro de Heliogen, una firma emplazada en Los Ángeles, cobra una particular importancia.

Según la Agencia de Protección Ambiental (EPA en inglés), tanto el cemento como el acero son responsables de más de una quinta parte de las emisiones globales de gases contaminantes.

“Me complace haber sido uno de los primeros patrocinadores de la nueva tecnología de concentración solar de Bill Gross —expresó Bill Gates en un comunicado—. Su capacidad para alcanzar las altas temperaturas requeridas para estos procesos es un avance prometedor en la búsqueda por reemplazar algún día el combustible fósil".

 “Si tomamos mil espejos y los alineamos exactamente de manera a que confluyan en un solo punto, podemos alcanzar temperaturas extremadamente altas”, dijo Gross.

También hidrógeno

Heliogen también podría crear hidrógeno limpio a escala, libre de carbono, que podría convertirse en combustible para camiones y aviones.

“Si puedes crear un hidrógeno verde, esto cambiaría las reglas del juego —dijo Gross—. A largo plazo, queremos ser la compañía de hidrógeno verde”.

Los sistemas de almacenamiento de Heliogen podrían por su parte ser capaces de retener la energía solar durante las noches y los días lluviosos.

Según Soon-Shiong, apenas Heliogen haya aplicado su creación a gran escala, probablemente esté lista para salir a bolsa.

Pero antes necesitará más capital para crecer, por lo que ahora trabaja con los inversores en una ronda privada de financiación.

“Este es un problema de vida o muerte para sus hijos, para los míos y para nuestros nietos", dijo Soon-Shiong.

Artículos relacionados que te pueden interesar:

Qué leer a continuación