Simeone prefiere no quejarse por las bajas por positivos de COVID-19 en el Atlético

·2  min de lectura
La Liga Santander - Cádiz vs Atlético de Madrid

MADRID, 8 feb (Reuters) - El entrenador del Atlético de Madrid, Diego Simeone, aseguró que no está demasiado preocupado por el elevado número de casos positivos de COVID-19 que sufre la plantilla, después de que su equipo empatara el lunes con el Celta de Vigo (2-2) con la ausencia de seis jugadores infectados.

El Celta se adelantó en la primera parte con un gol de Santi Mina, pero el delantero del Atlético Luis Suárez marcó en el descanso y Facundo Ferreyra empató en el minuto 89.

"Estamos en un momento de la sociedad y el mundo muy difícil, muy complejo, con muchas complicaciones. Todos queremos cuidarnos, intentamos cuidarnos, pero los contagios no están sólo en el Atlético de Madrid, están en la sociedad", dijo Simeone a los periodistas tras ver truncada la racha de ocho victorias seguidas de su equipo, añadiendo que "el Atlético forma parte de la sociedad".

El Atleti ha tenido 15 jugadores que han dado positivo por el virus desde que la pandemia empezara a causar estragos en el deporte mundial el pasado mes de marzo. Simeone se perdió parte de la campaña de pretemporada tras ser infectado.

Los centrocampistas Thomas Lemar y Héctor Herrera dieron positivo en la mañana del partido, por lo que el equipo se vio obligado a cancelar el calentamiento previo al encuentro y a realizar su habitual reunión de preparación por videollamada.

El portugués João Félix y su último fichaje, Moussa Dembélé, fueron algunas de las bajas tras dar positivo en el virus la semana pasada, que se suman a las de Mario Hermoso y Yannick Carrasco, contagiados a finales de enero.

Simeone dijo que habría que preguntarle a los jugadores si les afectó o no, pero en cualquier caso prepararon "el partido con mucho entusiasmo" mediante una llamada de Zoom.

"Me quedan un montón de cosas positivas del partido, (como) la oportunidad de un montón de chicos que vienen sin jugar y han hecho muy buen partido".

El empate significó que el Atlético solo pudo aumentar su ventaja sobre sus rivales por el título, el Barcelona y el Real Madrid, a ocho puntos en lugar de 10, aunque tiene un partido menos.

(Información de Richard Martin; editado por Ken Ferris; traducido por Tomás Cobos)