Semáforo epidemiológico de la Liga MX

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, enero 8 (EL UNIVERSAL).- La Liga MX regresa a sus actividades con cuatro estados dentro del semáforo epidemiológico en rojo, ocho en naranja y apenas uno en amarillo.

El silbatazo inicial del Guardianes 2020 sonará esta noche en el estadio Cuauhtémoc, ubicado en Puebla, entidad que se encuentra en confinamiento debido a un incremento de casos de Covid-19.

A pesar de que aparece sobre el mapa en naranja, todas las actividades no esenciales fueron suspendidas desde Navidad hasta el lunes. El partido entre La Franja y el Guadalajara, que inauguran el nuevo torneo, se realizará con el recinto cerrado al público.

Este viernes, en Baja California, estado en semáforo rojo, los Xolos de Tijuana reciben a los Pumas, subcampeones de la Liga MX (21:06 horas). La situación en la frontera se encuentra también en alerta porque no disminuyen los contagios de coronavirus.

Mikel Arriola, presidente de la Liga MX, explicó ayer en una teleconferencia que el futbol mexicano es una industria que no puede detenerse por lo que significa económicamente en el país: "Lo más importante es no interrumpir las competiciones".

La única entidad en amarillo con club de Primera División es Sinaloa, donde el Mazatlán abrirá el estadio Kraken a sus aficionados, para el compromiso ante el Necaxa (21:30 horas).

Para el fin de semana, durante la Jornada 1 del Guardianes 2021, el América recibe al Atlético de San Luis en el Estadio Azteca. La Ciudad de México también se encuentra con una crisis sanitaria y en confinamiento hasta nuevo aviso. La presentación de Santiago Solari en el banquillo azulcrema será en un Coloso de Santa Úrsula vacío.

Los contagios por Covid-19 tampoco han cesado en el Estado de México, donde el Toluca enfrentará al Querétaro.

Jalisco, Coahuila e Hidalgo son los otros estados con partidos de Primera División para el resto de la fecha inicial del certamen. Guadalajara es el epicentro de contagios en el primer mencionado, sede del Atlas.