Se hace viral tras llevar 10 años reconstruyendo edificios con piezas de LEGO

Fernando Gonzalo

Un historiador y restaurador alemán llamado Jan Vormann ha saltado a la fama gracias a su particular manera de reconstruir algunas zonas de la ciudad: usando nada menos que bloques de LEGO.

Este método tan singular, sin embargo, no tiene nada de nuevo. Jan lleva haciéndolo desde 2007, pero su proyecto conocido como Dispatchwork nunca había tenido mucha repercusión. Hasta ahora…

Fuente: Dispatchwork

[Te puede interesar: Honda quiere captar tu atención con esta obra de arte en forma de spot]

Sus primeras intervenciones fueron en el pueblo italiano de Bocchignano, un lugar cuyas casas están construidas con tantos materiales que el historiador vio una clara semejanza con los bloques de plástico de LEGO. Pero ese material no tenía presencia, por lo que decidió incorporarlo para crear un efecto visualmente muy llamativo.

Tras varios años documentando sus actuaciones en diferentes lugares, muchas personas se han unido a la corriente y están dándole un nuevo aspecto a construcciones de todo el mundo. A través de una web, este artista callejero las recoge y las incorpora a un mapa donde se pueden ver verdaderas obras de arte.

La propia marca LEGO debió ver un filón en este proyecto tan bonito, pero no consiguió llegar a un acuerdo con su impulsor porque para enviarle piezas gratis le pidieron que incorporara el logo de la compañía en sus creaciones. Éste se negó a hacerlo, y desde entonces prefiere adquirir su material de construcción en tiendas de segunda mano.

No menos curioso es el hecho de que no emplee pegamento a la hora de ensamblar las piezas, lo cual limita su duración porque cualquier persona puede llevarse las piezas sin esfuerzo y destrozar la composición. El restaurador lo tiene claro: si son niños no hay ningún problema porque está seguro que le van a dar un buen uso.

Fuente: Dispatchwork