Santos Escobar quiere el trono de Rey Mysterio

·1  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, diciembre 23 (EL UNIVERSAL).- Volver a luchar después de enfrentar la incertidumbre que provoca una lesión, fue el mejor momento para el luchador Santos Escobar en el 2020, quien ahora tiene su mente fija en tomar el sitio que ocupa el legendario Rey Mysterio en la WWE, como el máximo representante del estilo mexicano.

"Las posibilidades son infinitas y todo puede suceder. Es momento que uno de los grandes exponentes de la WWE, ceda la estafeta al mejor exponente de la lucha libre, que soy yo", sentenció en charla con WWE en Español, quien luchara como El Hijo del Fantasma.

Si es en NXT o Smackdown, no le importa a Escobar. "Tiene que darse ese choque de trenes, con cariño y respeto, pero tiene que ser. Me gustaría estelarizar Wrestlemania, y contra él, no estaría nada mal".

Roman Reigns y Drew McIntyre también le gustan como futuros rivales. "Tienes que estar mentalizado y no limitarte, quiero hacer historia ganando todo".