Russell penalizará en la parrilla de Turquía por cambio de motor

Adam Cooper
·2  min de lectura

El piloto de Williams montará un nuevo Mercedes V6, con turbocompresor y MGU-H. Todos son sus cuartas piezas del año, lo que provocará una penalización que lo hará salir desde el fondo de la parrilla.

También tomará su tercer MGU-K, pero eso está todavía dentro de la asignación de la temporada.

En efecto, la penalización es un legado del primer evento de la temporada en Austria en julio, cuando Russell sufrió un fallo de motor en la carrera.

Tuvo que retirarse después de completar 49 vueltas en el Red Bull Ring con lo que el equipo de Grove describió en ese momento como un problema de presión de combustible, y que llevó a su ingeniero a pedirle que apagara el motor.

Esa unidad de potencia fue posteriormente devuelta al departamento de motores de Mercedes en Brixworth, y después de las investigaciones se ha determinado que sufrió un fallo en la transmisión por engranajes.

También lee:

Hamilton explica las razones del retraso de su nuevo contrato Verstappen no usará almohadilla para el cuello ante risas de su padre Grosjean dejaría "el miedo de lado" para competir en Indy 500

Así, Russell tuvo que tomar nuevos elementos para la segunda carrera de la temporada disputada en el mismo escenario, y el equipo ha sabido así durante toda la temporada que un cambio extra provocaría eventualmente una penalización.

El protegido de Mercedes ha llegado regularmente a la Q2 este año, y el jueves en Estambul señaló que él y el equipo están entendiendo mejor el coche.

"Creo que los coches de F1 son muy complejos", dijo. "Todo tiene que encajar como un gran rompecabezas".

"Y creo que estamos acomodando más y más cosas en su lugar. Todo está funcionando más suavemente y me siento cada vez más confiado semana tras semana en este coche de carreras.

"Los ingenieros están continuamente mejorando la configuración y lo que tienes. Así que creo que la vida y la F1 se trata de aprender y utilizar las cosas que aprendes y lo estamos haciendo a fondo en este momento, y creo que nos estamos acercando a la parte media que es lo que obviamente estamos buscando".

Agregó: "Naturalmente, nuestro coche siempre se ha adaptado a las pistas más cortas de alta carga aerodinámica como Budapest porque naturalmente hemos tenido mucha resistencia en el coche, lo que nos hace muy lentos en las rectas aunque tengamos un monstruo de motor como Mercedes en la parte de atrás.

"Pero en general siempre hemos sido muy, muy fuertes en una sola vuelta".