River, más cerca de ser local en el River Camp en la Copa Liga Profesional: D'Onofrio invitó a Tapia a visitar el predio

Juan Patricio Balbi Vignolo
·6  min de lectura

Restan solo dos días para el inicio de la Copa Liga Profesional y cuatro para el debut de River frente a Banfield, que será el domingo a las 21.15. Pero, aunque el tiempo corre, todavía no llegan las definiciones: la institución de Núñez todavía no sabe dónde será local en el nuevo torneo. A la espera de definiciones sobre la propuesta formal que se le realizó a la Liga Profesional de Fútbol para poder jugar en el River Camp de Ezeiza, hoy hubo un avance que encamina la situación: Rodolfo D'Onofrio invitó a Claudio Tapia a recorrer el predio.

Cumbre: el reencuentro de Tapia con Ameal y D'Onofrio después de las tensiones entre la AFA, Boca y River

Según pudo confirmar LA NACION, la propuesta se hizo en la reunión que mantuvieron los presidentes de la AFA, Boca y River en el despacho del máximo dirigente del fútbol argentino, en una esperada cumbre de la que también participó Pablo Toviggino, secretario ejecutivo de la AFA y hombre de confianza de Tapia. De esta manera, Tapia iría este jueves al complejo del Millonario, ubicado a la vera de la Autopista Ezeiza-Cañuelas, para conocer los avances y las mejoras realizadas en los últimos días con la intención de preparar todo el terreno para ser local allí mientras duren las obras en el Monumental (se terminarían a mediados de febrero).

La situación se contrapone con la férrea postura de diferentes dirigentes de la LPF, que en los últimos días se han manifestado en contra de la idea del club de Núñez y que son los responsables de la decisión final. Tanto Cristian Malaspina, vicepresidente de la LPF y titular de Argentinos Juniors, como Gabriel Pellegrino, presidente de Gimnasia y Prosecretario ejecutivo de la LFP, criticaron la propuesta, se aferraron al reglamento y apuntaron que River deberá buscarse un estadio por un "tema de imagen y seriedad" para la competencia. El que no hizo comentarios públicos al respecto fue Marcelo Tinelli, presidente de la entidad.

¿A qué se aferran los dirigentes de la nueva entidad de la primera división? Al artículo 28 de la Organización y Transmisión de los partidos, que exige un estadio habilitado con un mínimo de 16.000 espectadores para la organización del desarrollo de un encuentro de Primera División. Claro que, en este contexto, no resulta un punto determinante: los partidos no tendrán público.

Además, se habla de que "la ocupación del estadio es parte de la percepción audiovisual del partido por lo que en una óptima retransmisión televisiva el estadio deberá apreciarse lleno. Es por ello que la LPF recomienda a los clubes ubicar a los abonados y público asistente prioritariamente entre córner y córner de la tribuna opuesta a la posición de la cámara principal, denominada como U televisiva". En tanto, el artículo 44, que apunta que "los estadios deberán contar indefectiblemente con sistemas de iluminación artificial", está fuera de discusión, ya que en Ezeiza hay ocho torres de iluminación luces Led con potencia de 1.500 lumens.

River jugará entre 5 o 6 partidos de local en la Copa Liga Profesional: recibirá a Banfield, Rosario Central y Godoy Cruz en la Zona 3 y luego, según su clasificación, podría ser local en dos o tres oportunidades en la "Copa Principal" o "Copa Secundaria".

A pesar de que solo la AFA posee una Comisión de Estadios, la decisión reglamentaria sobre la habilitación está en manos de la LFP. Pero, pese a eso, en River creen que está todo dado para que el predio pueda ser aceptado, ya que, debido a la pandemia de coronavirus, durante todo el torneo se prohibirá la presencia de público. Por eso, todavía no se iniciaron gestiones con ningún club de CABA para solicitar un alquiler (Vélez y Huracán podrían ser dos opciones) y todo indica que en las próximas horas llegará la definición en medio de la puja dirigencial. Mientras tanto, en Núñez la confianza es cada vez más fuerte y los trabajos para recibir a Banfield siguen su rumbo.

Las condiciones del River Camp

La cancha número uno del predio cuenta con ocho torres de iluminación a su alrededor, con luces Led con una potencia de 1.500 lumens, al igual que las del Monumental que fueron modificadas este año tras las exigencias de la Conmebol para disputar torneos internacionales. Además, el campo de juego posee casi las mismas medidas que el de Núñez (105x70 y 105x68), se encuentra en perfectas condiciones y cuenta con dos tribunas (una del lado de cada banco de suplentes) donde habitualmente se ubican la prensa, los familiares, invitados y colaboradores del plantel.

Ahora bien, ¿qué modificaciones se están realizando para poder ser local en la Copa Liga Profesional? Se dispondrá de una cabina tubular diseñada para la transmisión de la televisión y ubicada a una altura de entre cinco o seis metros; se plotearán los costados con lonas gigantes de los sponsors para evitar que desde la TV se pueda observar las autos que transitan por la autopista; se potenciarán los protocolos de seguridad que hoy el club ya utiliza para los entrenamientos; se mejoraron las luces y los bancos de suplentes; se realizó una puesta en valor de los vestuarios; se agregó una oficina de Unidad de Coordinación Operativa portátil; y se sumó un nuevo grupo electrógeno. Estos detalles fueron confirmados a LA NACION por fuentes del club.

River quiere ser local en el predio de Ezeiza, pero la Liga no lo acepta por "un tema de imagen"

Tras la gran remodelación que se presentó en septiembre de 2016 y diversas reformas que se fueron haciendo en los últimos años, para lo cual River desembolsó más de tres millones de dólares, el predio tiene 14 hectáreas, 1100 metros cuadrados de obra civil, siete canchas de fútbol (tres con la medida del Monumental y las mismas semillas de pasto), riego automático sectorizado, 300 metros de cañas con riego automático, vestuarios -uno para 50 jugadores y otro para 20 integrantes del cuerpo técnico-, sector de masajes y doble jacuzzi para los jugadores, departamentos de kinesiología, neurociencia, psicología y nutrición, estacionamiento exclusivo, comedor interno para 72 personas, comedor externo para 25 personas, pararrayos en todo el predio, nuevos sectores perímetrales, generación de audio y video funcional, aire acondicionado frío/calor en todos los sectores, 8 TV LED con sonido interior y exterior, y tarima de prensa.

La semana pasada, el club le entregó un informe técnico a la LFP con las reformas realizadas y además compartió un render de cómo quedaría la cancha principal del predio con nuevas modificaciones en caso de aceptar la idea. Si no se recibe la aprobación, los estadios de Huracán y Vélez, ubicados en CABA, podrían ser dos opciones concretas, con un costo de alrededor de 40 mil dólares por juego. Por Copa Libertadores, debe abonarle 60 mil por encuentro a Independiente, monto que se descuenta de la deuda que los de Avellaneda todavía mantienen por el pase de Alexander Barboza. Además, en materia costos, también influye la apertura del estadio y el operativo policial: en el Monumental se abonaban entre 6 y 7 millones de pesos, mientras que, de jugarse en Ezeiza, el número bajaría más de la mitad.