Riquelme le devolvió la crítica a Angelici: "Yo me quería retirar en Boca, pero me empujaron a irme"

LA NACION
lanacion.com

Juan Román Riquelme no se quedó callado. Luego de un par de días en los que recibió críticas de Daniel Angelici (el candidato del oficialismo es Christian Gribaudo) y José Beraldi, que dieron a entender que el exN°10 había arreglado con Jorge Amor Ameal a cambio de algo más que intereses políticos, Riquelme les contestó y hasta puso la lupa en las elecciones del 8 de diciembre próximo en Boca: "Si no pasa algo raro, deberíamos ganar, vamos a volver al club", dijo en declaraciones a TNT Sports.

"Me siento cada vez mas cerca de volver a mi casa ... y eso es maravilloso. No se si llamar que hay que acostumbrarse o no (en referencia a recibir acusaciones). Me ofrecieron que me haga cargo del fútbol. En eso puedo ayudar. De política, Ameal sabrá un poco más. No miré lo que dijo Angelici al mediodía, sí me cuentan todo. Tengo claro lo que dijo y era lo que me imaginaba que iba a decir. Me pone contento cuando pienso lo que va a pasar, va y sucede, eso está bueno", dijo entre risas.

Sobre por qué optó por la propuesta de la Agrupación de Ameal, Riquelme explicó: "Elegí a Ameal porque no pudieron juntarse todos. Sabía que era muy difícil. No se pudo y después he tomado esta decisión. Estamos muy contentos y creo que los hinchas de Boca están contentos, así que está muy bien. Desde que anuncié que iba a intentar volver al club, cada día me levanto más contento, eso me pasaba cuando era futbolista y lo estoy disfrutando muchísimo. La decisión que tomé, estuvo bien..."

"Pienso bastante las cosas, más de lo normal. Cuando tomo una decisión es porque estoy seguro de lo que voy a hacer. Es el momento de volver al club y con el fútbol puedo ayudar. Amo a mi club y tengo mucha ilusión que van a salir las cosas bien".

También proyectó poder "gobernar" en Boca por 8 años, no solo por un mandato: "Quiero aprender todo lo que se hace ahí. Si dentro de 4 años estoy preparado para ser presidente, voy a presentarme, sino voy a prepararme por 4 años más.No tengo dudas que la gente nos va a apoyar el 8 de diciembre y nos van a dar 8 años como le dio a los que están hoy, ojalá nos den 8 años así vemos si somos capaces de ganar la Copa, voy a aprender un montón."

Llamó a todos los hinchas de Boca habilitados a poder votar: "Lo único que está claro, es que si dicen que si no ganamos es medio imposible de creerlo, somos muchos los hinchas de Boca, muchos. Y si votaron 25.000 la última vez, esta vez votarán 40.000, vamos a ser muchos ese día". Y sobre la posibilidad de que se impugnen votos de gente que ese día vayan con la 10 de Román o con tatuajes de Riquelme, respondió: "¿Eso es joda? ¿Qué quieren que haga? Me tienen cariño, tienen que estar contentos que vaya gente a votar con la camiseta del club, no hay nada mas lindo sentirse orgulloso. Yo me siento millonario con el amor de la gente de Boca."

Volvió a arremeter contra Angelici cuando se refirió a su etapa de jugador: "Cuando yo estaba en Boca de jugador, ¿quién fue el que votó en contra mío? Yo soñaba con retirarme con la camiseta de Boca y a mí me empujaron para que me retire en Argentinos. A mí me lastimaron, pero a mi familia más. Me imaginaba porque una a las personas las vas conociendo. No es tan difícil cuando se manejan siempre igual. Cuando yo no arreglaba mi contrato, decían del tema del dólar y el blue. Siempre es la misma estrategia. Cuando yo fui jugador... quién votó en contra mío? Angelici. Después renunció. Después yo soñaba con retirarme con la camiseta de Boca, me empujaron para terminar con Argentinos. ¿El presidente, quién era? Angelici".

Las críticas al actual presidente siguieron: "Creo que un poquito me lastimaron y a mi familia mas ... en la vida no todo se puede comprar. No sé si recuerdan que dijo mientras yo sea presidente de Boca, acá Riquelme no vuelve más, quién lo dijo? Angelici. Hay cosas que yo me acuerdo. Y en casa me enseñaron a vivir de manera normal. Tengo un poquito de orgullo y un poquito me lastimaron. A mi familia la lastimaron más. En la vida... todo no se puede comprar. Cuando le conté a Agustín (su hijo) mi decisión, y a quién iba a apoyar, se levantó y me abrazó. Me dijo 'estoy feliz papá, porque los que están ahí, te lastimaron mucho'. Así que.... estoy contento de la decisión que tomé. Los hinchas también y eso está bueno".

Riquelme también dejó en claro que pronto volverá a la Bombonera: "Me imagino un montó de cosas, me imagino volver a la cancha dentro de poquito. Este domingo (ante Unión) no creo porque falta poco para el partido y tengo cosas que hacer pero vs Argentinos Juniors, vuelvo a la cancha, iré a saludar a la gente. El hincha me quiere mucho. Y yo los quiero mucho a ellos. Tenemos una relación muy fuerte en el cual ellos saben que yo nunca los voy a traicionar, nunca. Y sé que ellos a mí tampoco. Por eso pido más que nunca que el 8/12 me hagan volver al club."

¿Cómo cree que lo recibirán los hinchas? ¿Qué papel juega la barra brava los días de los partidos? Román dijo: "Cuando lastiman a los hinchas, no es lindo ver eso, pero hay una cosa natural: Si el domingo la gente no canta es porque no la dejaron, es así, es mi casa. Me quieren mucho, si no cantan por mí es porque no les dejaron".

Fue más allá y se proyectó como el encargado del fútbol profesional, puesto a que aspira a ocupar en caso de que Ameal gane las elecciones, tomando el control del fútbol profesional y las inferiores también: "Quiero un equipo que compita, que vaya a la cancha contento.Siempre cuando Boca compite quiere ganar la Copa. Ahora hay que respetar al DT y a los jugadores que están. Si tenemos la suerte de estar desde el 8/12 en el club, podamos competir."

Y hasta se animó a hablar de un posible refuerzo de jerarquía: Paolo Guerrero. "Es un grandísimo futbolista que nos gusta a todos. La semana pasada hablé con él. Todos coincidimos que es un grandísimo jugador de fútbol. A cualquier equipo le gustaría tenerlo". Pero también fue cauto con las formas de elegir las incorporaciones en general: "No es fácil jugar en Boca. Por ahí vas a comprar al que estás seguro y al otro que por ahí no le tenés tanta fe, termina triunfando. Puedo hablar solo de Boca. Lo más difícil es el lunes a viernes. Si te acostumbrás a eso, el domingo te irá bien."

Agrandar la Bombonera es otro de los proyectos que tiene Riquelme: "Somos muchos los hinchas. Para el hincha, la Bombonera es intocable. Si hay alguien que puede hacerlo, que la puede agrandar... mientras que no la saquen de ese lugar, habría que ver. Ahora las cosas se tienen que hacer bien."

Qué leer a continuación