Real Madrid-Inter, un clásico de vuelta tras 22 años

Agencia EFE
·6  min de lectura

Madrid, 2 nov (EFE).- El Real Madrid y el Inter reeditarán este martes en el estadio Alfredo di Stefano todo un clásico del fútbol europeo, un duelo que no se producía desde hace 22 años.

Es un choque de históricos, de dos equipos que han escrito páginas de gloria y que en determinados momentos han dominado el fútbol del Viejo Continente.

El Real Madrid ha tenido más éxito en la máxima competición europea y es el más laureado con trece coronas y el Inter reinó dos temporadas seguidas (1963/64 y 1964/65) y una tercera bajo la batuta de Jose Mourinho en 2010 precisamente en el Santiago Bernabéu.

Desde entonces vive en una especie de travesía por el desierto, una sequía que estuvo a punto de cerrar el pasado curso, pero le arrebató la gloria el Sevilla en la final de la Liga Europa.

En total han sido quince páginas, quince encuentros en los que ha habido de todo, desde la victoria interista en la final de la Copa de Europa de 1964 en Viena, pasando por la revancha madridista al año siguiente en las semifinales, hasta la época de las remontadas blancas en las dos Copas de la UEFA que acabó ganando el conjunto español.

El balance en cuanto a partidos individuales favorece ligeramente al Inter, con siete victorias, dos empates y seis derrotas. El Real Madrid ha marcado un gol más (20-19).

Los duelos Real Madrid-Inter en ocho capítulos

EL INTER DE HELENIO HERRERA SE CORONA ANTE EL REY

El primer enfrentamiento llegó el 27 de mayo de 1964 en la final de la Copa de Europa 63/64, disputada en el Prater de Viena. El Inter de Helenio Herrera, debutante en la competición, se coronó ante el rey, que por entonces lucía cinco títulos.

Sandro Mazzola, con un doblete, y Aurelio Milani firmaron el triunfo interista e hicieron inútil el tanto de Felo Batista y amargaron el adiós de Alfredo di Stéfano como jugador madridista.

Fue el primer paso de un doblete del Inter, que revalidó el título la siguiente temporada al derrotar en la final al Benfica.

EL MADRID 'YE-YÉ' SE TOMA LA REVANCHA

Con un equipo reformado, ya sin míticos como Di Stéfano, Ramond Kopa o Héctor Rial, Miguel Muñoz formó un bloque atrevido, con jóvenes valores que pegaban fuerte, como Zozo, Pirri, Amancio, Velázquez, Araquistáin, Pachín, Pedro de Felipe, Manuel Sanchís, Ramón Grosso o Fernando Serena. Paco Gento representaba a la generación más gloriosa y Ferenc Puskas, cercano a los 40, ya no era titular.

Este bloque logró tomarse la revancha dos años después, en abril de 1966, al superar al Inter en la semifinal y plantarse en la final para hacerse con su sexto título europeo frente al Partizan en el estadio Heysel de Bruselas.

Pirri logró el tanto de la victoria en la ida (1-0) en Madrid, y en la vuelta Amancio Amaro allanó el camino para un 1-1 con un gol a poco del final de Giacinto Facchetti.

LUIS SUÁREZ Y LOS GOLES DE CAPPELINI RELANZAN AL INTER

Al año siguiente volvieron a verse las caras, aunque fue en cuartos de final. Dentro de esta tendencia de alternativas fue el Inter el que salió victorioso gracias a la magia de Luis Suárez y a los goles de Renato Cappelini, que rubricó el 1-0 en San Siro y el primer tanto del 0-2 en la vuelta.

Alcanzó de nuevo la final el cuadro de Helenio Herrera, pero la perdió ante el Celtic de Jock Stein (2-1).

NUEVA REVANCHA DEL REAL MADRID CAMINO DE PARÍS

Catorce años tardaron en volver a verse las caras. El nuevo duelo se produjo en la semifinal de la Copa de Europa 1980/81, en la que el Real Madrid fue el que en esta ocasión llegó a la final, que posteriormente perdió ante el Liverpool (1-0) en el Parque de los Príncipes de París.

Carlos Santillana y Juan Gómez 'Juanito' otorgaron una ventaja importante de 2-0 al conjunto de Vujadin Boskov, aunque no definitiva, como quedó demostrado en San Siro, donde tuvo que resistir la ofensiva tras el tanto de Graziano Bini a los 56 minutos.

EL MADRID PASA DE NUEVO CAMINO DE OTRA FINAL, ESTA VEZ DE RECOPA

El Real Madrid y el Inter volvieron a cruzar los caminos dos años después. En 1983 se midieron en los cuartos de final, pero esta vez de la Recopa. El equipo que dirigía Alfredo di Stéfano pasó de forma ajustada y se plantó en la final, que acabaría perdiendo en Gotemburgo ante el Aberdeen escocés de Alex Ferguson (2-1).

Ricardo Gallego equilibró en la ida el tanto inicial de Gabriele Oriali (1-), y en la vuelta Pepe Salguero y Santillana remontaron la diana de Alessandro Altobelli (2-1) para sellar la clasificación blanca.

'NOVENTA MINUTI EN EL BERNABÉU SON MOLTO LONGOS'

La semifinal de la Copa de la UEFA 1984/85 se recordarán por la famosa frase de Juanito tras perder en la Ida por 2-0 con los goles del irlandés Liam Brady y de Altobelli: "Noventa minuti en el Bernabéu son molto longos'.

Y así fue. Santillana igualó la eliminatoria en la primera mitad de la vuelta y Míchel González, justo antes de la hora, logró el 3-0 definitivo.

El Real Madrid alcanzó la final ante el sorprendente Videoton y logró su primer título de la Copa de la UEFA.

NUEVA Y AÚN MÁS VIBRANTE REMONTADA

Al año siguiente se repitió la historia. De nuevo se vieron las caras en semifinales y el desarrollo y el desenlace acabó siendo el mismo. Remontó el Real Madrid en el Santiago Bernabéu y volvió a ganar el título, en esta oportunidad ante el Colonia alemán.

El 3-1 de la ida en San Siro volvía a suponer un nuevo muro para la pretensión madridista. Un doblete de Marco Tardelli y un autogol de Salguero superaron la diana de Jorge Valdano y ponían otra vez en un brete a los blancos.

Sin embargo, estos volvieron a echar mano de la magia del Bernabéu para protagonizar una remontada vibrante, esta vez sellada en la prórroga con un doblete de Santillana. En el tiempo reglamentaron habían marcado el mexicano Hugo Sánchez, dos dianas, Rafa Gordillo para el Real Madrid y Brady para el Inter.

ÚLTIMO ENCUENTRO, PRIMERO CHAMPIONS

La última vez que se midieron en competición oficial el Real Madrid y el Inter fue la primera en el formato Liga de Campeones, en la temporada 1998/99.

El Real Madrid comenzó la defensa del séptimo título europeo que había logrado en Amsterdam el 20 de mayo de 1998 lejos del Bernabéu. La UEFA le castigó con un partido fuera de casa por el derribo de la portería por parte de los ultras en la ida de la última semifinal contra el Borussia Dortmund.

El encuentro se jugó el 16 de septiembre en el Ramón Sánchez Pizjuán de Sevilla. Fernando Hierro, de penalti, y el holandés Clarence Seedorf, marcaron en el tramo final los goles del 2-0 que daba inicio a la fase de grupos.

En la vuelta, el chileno Iván Zamorano, que había vestido la camiseta madridista durante cuatro campañas, abrió la cuenta para el Inter. Aunque respondió Seedorf, Roberto Baggio consiguió un postrero doblete para otorgar el 3-1 al equipo de Luigi Simoni, que acabó liderando el grupo por delante del conjunto que dirigía el neerlandés Guus Hiddink.

(c) Agencia EFE