Rahm cuarto con Cabrera Bello y García en el corte en el US Open

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·3  min de lectura
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

Torrey Pines (California, EEUU), 18 jun (EFE).- El golfista vizcaíno Jon Rahm se encuentra empatado en el cuarto puesto después de la segunda jornada del Abierto de Golf de Estados Unidos, que se disputa esta semana en Torrey Pines, a las afueras de San Diego, California.

“Es muy fácil ponerse tenso en este campo. Cuando estás jugando un US Open y sabes que cada calle es importante y fallas las primeras es fácil tensarse. Lo bueno es que he podido maniobrar con los problemas y poner la bola en sitios donde me he dado opciones para par”, dijo a EFE Jon Rahm, después de una vuelta con dos bogeys y dos birdies.

“He sobrevivido los primeros 14 hoyos y luego, en los últimos hoyos me he soltado un poco. He jugado muy bien al final”, comentó el número tres del mundo acerca de una ronda que ha terminado con -3, empatado con su compatriota Rafa Cabrera Bello y a solo dos golpes del líder provisional, el inglés Richard Bland (-5).

Aunque ha fallado muchas calles, el trabajo del pegador Rham con el driver está dando sus frutos. “Empecé hace un año porque quería incluir un draw (vuelo de derecha a izquierda) desde el tee. Se me da tan bien el fade (izquierda a derecha), pero hay veces que si eres capaz de pegar un draw, te va a ayudar mucho, puedes usar el viento”, explicó después de dar un golpe de salida de casi 320 metros en el hoyo 13.

“Lo único que hago es poner la bola más adelante y apuntar a la derecha. Es algo que ayuda y me da un poquito más de distancia. Sigo trabajando en ello, va mejorando y este año viendo un poco los frutos del trabajo porque voy siendo más consistente”, comentó dando una clase de técnica Rahm, que guarda el recuerdo de su primera victoria en el PGA Tour (2017) en este mismo recorrido de Torrey Pines.

“Me vienen recuerdos de putts que he tirado o he visto tirar a otros en los greenes. No te creas que llego al tee del 13 y me acuerdo del eagle que hice hace un par de años. Eso está en el pasado a no ser que tenga exactamente el mismo golpe. Cuando estoy en el green sí me acuerdo de los que tire en el pasado y como reaccionaron”, dijo el golfista de Barrika.

Rahm concluyó sus segundos 18 hoyos antes de que el grancanario Rafa Cabrera Bello (-3) saliera al campo y poco después del final de la ronda del castellonense Sergio García.

“Las sensaciones son buenas. Obviamente es un US Open y vas a fallar algún golpe aquí y allí. Le he pegado muy bien a la bola, desafortunadamente, he tirado buenos putts, pero le cuesta entrar y cuando eso ocurre es muy difícil. El golpe que fallas te castiga mucho”, dijo a EFE Sergio García, que ha acabado con +3 y dentro del corte provisional para poder seguir compitiendo en el fin de semana.

“Me encuentro haciendo cosas muy bien y hay que seguir hasta que la moneda gire y empiece a caer del otro lado. Siempre me han gustado los torneos duros porque noto que, si juego a mi nivel, mi juego largo me ahorra mucho trabajo”, agregó el golfista castellonense, ganador del Masters de 2017.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.