Los Pumas-Wallabies: altísima expectativa por el partido y lo mejor de Argentina ante Australia en el historial

Alejo Miranda
·4  min de lectura

El miércoles australiano cerró con una postal inusual para estos tiempos. Unas 50.000 personas desbordaron el Suncorp Stadium de Brisbane y festejaron la victoria de Queensland ante New South Wales que les valió ganar 2-1 la clásica serie denominada State of Origin de la NRL, la liga profesional de rugby league, un deporte primo hermano del rugby union y que le está ganando en popularidad en aquel país. Los dirigentes de la unión de rugby de New South Wales ya están pidiendo a las autoridades gubernamentales que también habiliten la capacidad total de los estadios, ya que en ese estado se juega el resto de los partidos del Tri-Nations (tres). Todos con la presencia delos Pumas.

El espectacular triunfo de los Pumas ante los All Blacks tuvo un valor histórico para el rugby argentino, pero también repercusiones en todo el planeta ovalado, especialmente en el país anfitrión del certamen. Los Wallabies, que también vienen de ganarle a sus vecinos neozelandeses, ven la posibilidad de alzarse con el título. Ganarlo depende de ellos. Dos victorias ante los Pumas y obtendrán el certamen hemisférico que sólo ganaron una vez desde que en 2012 la Argentina se integró a la competencia (en 2015). Le apuntan a jugar el partido decisivo del 5 de diciembre en el Bankwest Stadium de Sydney a cancha llena.

Por lo pronto, para el partido del sábado en el McDonald Jones Stadium de Newcastle (a las 5.45 de la Argentina) ya están casi agotadas las 16.500 entradas disponibles, que representan el 50% de la capacidad habilitada.

Los Wallabies siguen siendo favoritos. Por jugar en casa (más allá de que técnicamente la Argentina será local) y por la potencia que representan en el rugby mundial, con dos títulos mundiales a cuestas, sin ir más lejos. Así y todo, los Pumas también tienen razones para confiar en la victoria. Por el resultado del sábado, sin dudas, pero también por sus antecedentes ante los australianos.

La sentencia de John Kirwan sobre la Argentina que terminó en un pedido de disculpasLos impactos de los Pumas ante los Wallabies en el pasado

De las tres superpotencias del sur (esta año Sudáfrica desistió de participar), Australia es el rival ante el que los Pumas tuvieron mejor suceso. Desde aquel triunfo de 1979 en Ferro que significó la primera victoria en la historia ante una nación del Tier 1, los triunfos se repitieron, sino con asiduidad, al menos con frecuencia. Aquella vez fue 24-13 con dos tries de Rafael Madero y 16 puntos de Hugo Porta.

En total los Pumas suman seis triunfos ante los australianos, contra sólo dos ante Sudáfrica y uno ante Nueva Zelanda. Claro que los Wallabies ganaron 25 veces, además de un empate en 32 enfrentamientos.

Uno de los éxitos más resonantes fue el 18-3 de 1983 en Brisbane. En aquella oportunidad, la primera línea conformada por Enrique Rodríguez, Andrés Courreges y Serafín Dengra aplastó al rival y le dio fama internacional al scrum argentino. Tries de Tomás Petersen y Buenaventura Mínguez más el pie de Porta ilustraron la victoria.

Pasarían 35 años hasta que los Pumas volvieran a ganarles a los Wallabies como visitantes. El éxito 23-19 en Gold Coast en 2018, ya con la conducción de Mario Ledesma, se recuerda más por el tackle salvador de Tomás Lavanini ante Israel Folau en la última jugada del partido.

Otro hito fue el éxito por 21-17 de 2014 en Mendoza. Fue el primero que consiguieron los Pumas en la historia del Rugby Championship, en su tercer año y su 18º partido en la competencia, con Daniel Hourcade en la conducción técnica. Leonardo Senatore y Juan Imhoff apoyaron los tries para dar vuelta un partido que había arrancado en desventaja 0-14.

El apertura Nicolás Sánchez es el goleador histórico de los Pumas ante los Wallabies con 111 puntos (lo sigue Porta con 86) y tendrá la posibilidad de seguir engrosando esa cifra. Además es el 10º máximo jugador que más puntos le anotó a Australia y está cerca de superar al sudafricano Percy Montgomery (140), aunque está a años luz de Dan Carter (366), que lidera esa tabla.

Sánchez, figura ante All Blacks con 25 puntos y el único argentino con presencia en cada uno de los Rugby Championships, se convertirá el sábado en uno de los dos argentinos con más presencias ante el seleccionado australiano. De jugar, como todo indica, igualará a Agustín Creevy con 14 presentaciones. Entre los jugadores activos los siguen Tomás Cubelli y Matías Alemanno, con 11, y Pablo Matera, con 10.

Australia piensa en el partido decisivo del 5 de diciembre. Los Pumas todavía tienen un largo recorrido por delante. El sábado tendrán otra posibilidad de hacer historia.