Los Pumas vencieron en un amistoso a Australia XV antes del debut con los All Blacks por el Tri-Nations

Alejo Miranda
·5  min de lectura

El tortuoso camino de los Pumas rumbo al Tri Nations recién encontró paz esta semana cuando todo el equipo pudo reunirse y entrenarse en conjunto en Sydney. El amistoso ante Australia XV, el único con el plantel completo, resultaba el último paso antes del debut ante los All Blacks. Más que un paso, fue un salto gigante que deja al equipo argentino en una posición ideal considerando todos los escollos que debió sortear.

Nueve tries y 41 jugadores en acción es el mejor resumen para graficar la victoria por 57-24 en el estadio Leichhardt Oval de Sydney. Entre ellos, 13 que se sumaron recientemente desde Europa, incluido el regreso de Juan Imhoff tras cinco años y una destacada labor de Nicolás Sánchez.

Fueron tres tiempos de 30 minutos ante un equipo con un mix de jugadores con experiencia en los Wallabies y en el Super Rugby y otros que recién son proyectos. Pero lo mismo puede decirse de un buen número de jóvenes que integran el plantel Puma. La fluidez del ataque, la precisión en los pases en el contacto y la dureza para ganar el punto de contacto, tanto en ataque como en defensa, resultó lo más destacado del equipo de Mario Ledesma.

Sánchez jugó muy cerca de la línea defensiva y desde allí distribuyó el juego y les dio a sus asistidos inercia para quebrar la oposición. Claro que no tiene la 10 en el bolsillo, porque como en el primer amistoso Domingo Miotti volvió a cumplir una destacada labor. A partir del juego desestructurado es cuando los Pumas más lastimaron al rival.

Imhoff tuvo una chance de revalidar los pergaminos que propiciaron su regreso cuando debió concluir un gran contraataque que inició Bautista Delguy, pero pecó de generoso y dio el pase cuando parecía que tenía vía libre hacia el in-goal y la acción se diluyó. De todas formas, plasmó su velocidad.

También fue positivo lo de Francisco Gómez Kodela, firme en el contacto y en el scrum, una formación que con el equipo titular se mostró muy sólida. Entre los que comenzaron a entrenarse en agosto en la Argentina, cabe rescatar a la joven pareja de centros integrada por Santiago Chocobares y Lucio Cinti, que hicieron estragos en la defensa rival cada vez que atacaron, ganaron el espacio y jugaron en el contacto.

Ya en el segundo tiempo Ledesma comenzó a rotar a los jugadores para que todos tuvieran roce, tan necesario después de largos meses de inactividad. El partido perdió cohesión, lo que no le quitó a los Pumas la ambición de seguir atacando. Tampoco dejaron de tacklear, un aspecto en el que, salvo en algunas situaciones puntuales, evidenciaron una mejoría respecto de la semana pasada.

"Arrancamos muy bien. Por ahí perdimos un poco el rumbo en el segundo tiempo y al final del segundo y en el tercero lo volvimos a recuperar", apuntó Ledesma. "Volvimos a rivalizar en cuanto a lo físico que es importante. Encaramos la semana con todo el mundo de pie, con muchas ganas y seguimos construyendo la confianza que te da una victoria".

La experiencia para los 12 jugadores que no tienen experiencia internacional, algunos de ellos ni siquiera en el Super Rugby, es vital para el proyecto a largo plazo que inició el entrenador y que tiene como fin último el Mundial de Francia 2023.

Si algo queda por corregir es, una vez más, la definición. No fueron menos de ocho las ocasiones en que los Pumas llegaron bien profundo en territorio australiano y se volvieron con las manos vacías por errores propios. También fue deficiente el line-out, sobre todo cuando lanzó Facundo Bosch.

"Fue una alegría enorme volver a entrenarse juntos. Se ve todos los días y se traduce en la cancha", continuó el head coach. "Tenemos una semana entera de mucho laburo para encarar un partido dificilísimo que siempre es especial. La prioridad y la energía tiene que estar puesta en preparar un partido tan importante como el que viene."

Quedan siete días antes del estreno ante los poderosos All Blacks. Los Pumas se propusieron ser competitivos. Todavía quedan algunos días de trabajo para terminar de ajustar detalles. Lo mostrado en los dos amistosos, no obstante, ya invita a creer que ese objetivo de mínima está al alcance.

Síntesis

Rugby Australia XV 24: James Ramm; Mark Nawaqanitawase, Len Ikitau, Irae Simone y Triston Reilly; Will Harrison y Joe Powell (c); Fraser McReight, Isi Naisarani y Rob Valentini; Caderyn Neville y Trevor Hosea; Pone Faamausili, Connal McInerney y Harry Johnson-Holmes.Argentina 57: Santiago Carreras; Gonzalo Delguy, Lucio Cinti, Santiago Chocobares y Juan Imhoff; Nicolás Sánchez y Tomás Cubelli; Marcos Kremer, Rodrigo Bruni y Pablo Matera (c); Matías Alemanno y Guido Petti Pagadizábal; Francisco Gómez Kodela, Julián Montoya y Nahuel Tetaz Chaparro.Entrenador: Mario Ledesma.Cambios: ST 5m, Tomás Lezana por Kremer; 10, Mayco Vivas por Tetaz Chaparro, Santiago Socino por Montoya, Lucio Sordoni por Gómez Kodela, Lucas Paulos por Petti Pagadizábal, Francisco Gorrissen por Kremer, Gonzalo Bertranou por Cubelli, Matías Orlando por Cinti, Ramiro Moyano por Imhoff, Santiago Cordero por Carreras; 11, Facundo Bosch por Socino; 16, Sebastián Cancelliere por Delguy, Juan Cruz Mallía por Chocobares, Domingo Miotti por Sánchez, Santiago Grondona por Bruni, Rodrigo Fernández Criado por Alemanno. TT: ingresaron Santiago Medrano, Federico Wegrzyn, Tomás Albornoz, Felipe Ezcurra, José Luis González, Joaquín Oviedo, Juan Martín González, Juan Pablo Zeiss, Ignacio Calas e Ignacio Calles.PT: 7m, try de Carreras (A); 10, try de Reilly (RA); 23 y 29, goles de Sánchez por tries de Cubelli (A).ST: 7 y 21m, goles de Harrison por tries de Naisarani (RA); 9, gol de Sánchez por try de Matera (A); 14, try de Nawaqanitawase (RA); 18 y 30, goles de Miotti por tries de él mismo y de Cordero (A).TT: 14, gol de Miotti por try de Mallía (A); 21, try de Cancelliere (A); 27, try de Cordero (A).Cancha: Leichhardt Oval, Sydney.Árbitro: Nick Berry (Australia).