¿Por qué los futbolistas y aficionados odian el fútbol de los lunes?

Sebastián Aguirre
Football Soccer - Borussia Dortmund v Bayern Munich - German Bundesliga - Signal Uduna Park , Dortmund, 05/03/16  Soccer fans protest against Bundesliga matches scheduled for mondays.   REUTERS/Wolfgang Rattay  DFL RULES TO LIMIT THE ONLINE USAGE DURING MATCH TIME TO 15 PICTURES PER GAME. IMAGE SEQUENCES TO SIMULATE VIDEO IS NOT ALLOWED AT ANY TIME. FOR FURTHER QUERIES PLEASE CONTACT DFL DIRECTLY AT + 49 69 650050.
En 2016, los fanáticos del Borussia Dortmund protestaron por los partidos que la Bundesliga le programó a su club los lunes (Foto Reuters/Wolfgang Rattay).

Pueden jugar sábado al mediodía, un domingo en la mañana o tarde en la noche, imposible renegar con los martes y miércoles de Champions League y Copa Libertadores o los jueves de Europa League, y el viernes tampoco les cae mal cuando adelantan sus encuentros para llegar descansados a las competencias internacionales de la semana siguiente. ¡Pero ni les mencione el lunes!

Aunque por cuestiones de derechos y comercialización el fútbol mundial se acostumbró a jugar todos los días, hay algo que a los futbolistas y aficionados en la mayoría de las ligas del mundo no les cuadra: ir a las canchas la primera jornada día hábil de la semana.

En España el caso está fresco: a principios de agosto un juez decretó que no se jugaba más los lunes, aún poniendo en riesgo contratos televisivos ya firmados; en Alemania, la Bundesliga tuvo que desistir en su intención de establecer cronograma de partidos ese día por la presión que en 2018 ejercieron los hinchas, aunque recién se ejecutará la decisión para 2020-2021 por compromisos ya adquiridos.

Soccer Football - FA Cup Fifth Round - Chelsea v Manchester United - Stamford Bridge, London, Britain - February 18, 2019  Manchester United fans display a banner in reference to the match being scheduled for a Monday  REUTERS/David Klein
Pancarta en contra de un partido programado en lunes entre Chelsea y Manchester United en febrero de 2019 por la FA Cup (Foto Reuters/David Klein)

En otros países, la costumbre de disputar encuentros este día se ha instaurado en años recientes, aunque por ejemplo en Francia, según el diario ABC de España, solo se jugó un compromiso en la temporada 2018-2019. En las demás sí hay programación, pero por lo general esta no incluye a los grandes equipos, salvo en Inglaterra.

En Latinoamérica, por ejemplo, los lunes son reservados para las ligas de ascenso; de hecho, en Colombia se usa como una burla para los equipos grandes que están amenazados por el descenso.

El caso de España

Javier G. Matallanas, adjunto a la dirección del diario As de España, le explicó a Yahoo Deportes los antecedentes que han originado la polémica de la pretemporada en ese país: la decisión del juez titular del Juzgado de lo Mercantil nº 2 de Madrid, que le dio la razón parcialmente a La Liga de Fútbol Profesional, que alegaba que no se jugara los viernes ni los lunes.

El juez accedió a permitir la programación de encuentros los viernes, pero determinó que no se hiciera lo mismo los lunes.

Matallanas recordó que “en España se empezó a jugar los lunes a finales de los años 90. Fue la cadena Antena 3 la que consiguió quedarse con aquel partido gracias al Gobierno de Aznar que hizo una ley en la que obligaba a que se dieran los partidos en abierto por interés general”, pero la idea no les terminó justando ni a los aficionados ni a los futbolistas, y se eliminó ese día de los calendarios.

Hasta 2015, cuando por medio de un decreto se hizo el reparto centralizado de los derechos de televisión y el lunes, de nuevo, cobró protagonismo, aún con la negativa de la gente del fútbol.

¿Por qué? “Descuadra los microciclos de entrenamientos. Hace que la preparación de todo el año se vea compromotida. Además, históricamente nunca se jugó los lunes. Es una cuestión de fútbol”, dijo Matallanas, quien aseguró que uno de los argumentos de La Liga de Fútbol Profesional era que no jugar este día representaba una pérdida económica cuantiosa.

El periodista piensa otra cosa. “Realmente el quebranto económico nadie lo ha cuantificado. Y a nivel mediático, respecto a los números obtenidos esta jornada en la que no se ha jugado el lunes, el seguimiento a las distintas webs de deportes, con AS.com a la cabeza, no se ha notado en absoluto a la baja, y ha habido más audiencia que cuando se juegan los lunes”.

Lo ocurrido en España hasta motivó la creación de una campaña en Change.org por parte de una entidad denominada Federación de accionistas y socios de fútbol español, en la que no solo recogían firmas para declararse en contra de que los lunes hubiese fútbol, sino para que su opinión fuese tenida en cuenta.

“Las aficiones españolas, las que fundamos y financiamos a nuestros clubes, las que seguimos a nuestros equipos y constituimos su realidad como agentes sociales deportivos queremos que los encuentros del campeonato de liga se jueguen exclusivamente en sábado y domingo, en horarios que faciliten la presencia de la afición visitante y de los miles de niños y niñas que junto a sus familias ven imposible acudir a animar a sus equipos en partidos entre semana”, se lee en el primero de tres puntos donde manifiestan su posición.

¿Un asunto de creencias y experiencias?

La explicación al porqué de la negativa de muchos futbolistas y aficionados a jugar y acudir a los partidos en un lunes, puede estar en un asunto de creencias y experiencias que se van formando con el tiempo, dice el neurotrainer y experto en entrenamiento mental Fabio Ospina, con experiencia en equipos de fútbol colombianos.

Ospina planteó que quizá hay un factor clave en las creencias que se les han generado a los futbolistas, que señalan que jugar los lunes es un desprestigio, lo cual se intensifica cuando van adquiriendo mayor notoriedad en sus carreras, y el ego surge como una interferencia en su rendimiento.

“Cuando trabajaba en un equipo de fútbol, los jugadores nos decían que les daba pereza jugar entre semana. Lo mismo no ocurría cuando apenas estaban comenzando, que acudían a sus pruebas cuando les tocaba porque era su gran oportunidad”, adujo el especialista.