Sánchez crea el Gobierno más caro de la historia para mantener a Iglesias a raya

Yahoo Noticias
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha diluido el poder de Iglesias incrementando el número de ministerios. (AP Photo/Daniel Ochoa de Olza)
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha diluido el poder de Iglesias incrementando el número de ministerios. (AP Photo/Daniel Ochoa de Olza)

España no debe de estar en crisis. O al menos la crisis no le afecta al Gobierno. Porque, para mantener el equilibrio de fuerzas, y contentar al socio de coalición, Pedro Sánchez (PSOE) no está teniendo ningún miramiento en elevar a 20 el número de ministerios.

Nada que ver con el Ejecutivo que planteó Mariano Rajoy (PP) en 2016 y que, para guardar las apariencias por la crisis que ha zarandeado a España, se repartió en 13 carteras. Dos menos de los que tuvo José Luis Rodríguez Zapatero (PSOE) en su segunda legislatura tras haber tenido 17 en su estreno en Moncloa.

Desplázate para continuar viendo el contenido.
Anuncio

Pero a Sánchez le sabe a poco. Y va a tener hasta cuatro vicepresidentes/as. Una cifra a la que solo se han acercado Adolfo Suárez (UCD) y el propio Zapatero. Una figura que no le hizo falta a Leopoldo Calvo-Sotelo (UCD), quien no nombró vicepresidente al inicio de su mandato, ni a Felipe González (PSOE) en algunos momentos de la cuarta y quinta legislatura que presidió.

Y hablamos de cifras provisionales porque, hasta el domingo que se anuncie oficialmente, no se conocerá el número exacto de ministerios que tendrá España.

Todo esto, trasladado a euros, ya es una locura. Para empezar porque el salario del propio presidente del Gobierno ha sido revisado al alza cuatro veces en solo un año. Y ya roza los 84.000 euros al año. La primera subida se debió a la aplicación efectiva de la subida del 1,5% pactada entre el Gobierno del PP y los sindicatos de funcionarios, y luego llegaron otras tres por cumplimiento de los objetivos de crecimiento en el año 2017 y la posterior subida de las nóminas de los funcionarios.

Seguimos, según figura en el BOE, un vicepresidente del Gobierno percibe un emolumento de 78.000 euros anuales. Eso hay que multiplicado por cuatro. Tanto el sueldo del jefe de área como el de su equipo de asesores. Hay algunos cálculos que cifran el gasto de Moncloa en 1,9 millones de euros al año solamente en sueldos. 454.000 euros más con respecto del gobierno anterior.

Pero aún hay más. A más ministros, más coches oficiales, más seguridad, más escoltas, más viajes y más gastos de representación.  

Para ello, el Gobierno en funciones de Pedro Sánchez ha decidido duplicar los fondos públicos destinados a la compra de 'snacks', refrescos, vino y bebidas alcohólicas que se ofrecen a los pasajeros vip de los cinco aviones Falcon y los dos Airbus A310 del Grupo 45 del Ejército del Aire. En este 2019 se va a pasar de destinar 20.000 euros año a este apartado a desembolsar 40.000.

Ya en plan anécdota, y según los rumores, cabe añadir a la lista de incremento de gastos la fabricación de una mesa más grande para la sala del Consejo de Ministros, así como un puñado extra de sillones azules para el Congreso de los Diputados.

Con todo ello, la cifra final es difícil de calcular al detalle. Pero que nadie se preocupe porque se acabará sabiendo. Así se lo ha propuesto, al menos, el portavoz orgánico del PP y vicesecretario de Comunicación, Pablo Montesinos, quien ya ha anunciado que “va a fiscalizarlo” hasta el último detalle. Montesinos, además, ha cuestionado el despilfarro preguntándose "qué se estaría diciendo hoy si Casado tuviera que conformar gobierno y hubiera anunciado cuatro vicepresidencias, con todo lo que ello conlleva", porque considera que un Gobierno "de derechas" hubiese tenido en este sentido diferente trato que el de coalición "de izquierdas".

Más historias que te pueden interesar:


Qué leer a continuación