El PP en alerta por Iglesias, el vicepresidente en la sombra

Asier Martiarena
·4  min de lectura
Los populares predicen que la ausencia de responsabilidades parlamentarias permitirá a Iglesias presionar desde fuera al presidente, Pedro Sánchez (Photo by Ricardo Rubio/Europa Press via Getty Images)
Los populares predicen que la ausencia de responsabilidades parlamentarias permitirá a Iglesias presionar desde fuera al presidente, Pedro Sánchez (Photo by Ricardo Rubio/Europa Press via Getty Images)

"El movimiento de la derecha hacia un españolismo excluyente hacen que el PSOE esté condenado a desempeñar un papel central y a necesitar la alianza del resto de la izquierda y la España plurinacional". Este fue uno de los mensajes que dejó ayer Pablo Iglesias a sus ya excompañeros de Ejecutivo. 

En la reconstrucción del último Consejo de Ministros realizada por Pedro Vallín en La Vanguardia, el exvicepresidente segundo realizó "no pudo evitar hacer un balance de la situación". Una intervención que el PP no ha tardado en interpretar como el principio de la vicepresidencia en la sombra que realizará el líder de Unidos Podemos.

El encargado de empezar a construir la nueva imagen pública de Iglesias, y la enésima predicción catastrófica de España, fue el vicesecretario de Comunicación del PP y diputado nacional por Málaga, Pablo Montesinos, quien se esforzó en resaltar que "no debemos equivocarnos ni llevarnos a engaños. Se va Iglesias pero Unidas Podemos sigue en el Consejo de Ministros y mucho nos tememos que en la sombra también va a seguir mandando, lo cual es muy malo para todos los españoles por tratarse de quien "ha atacado al jefe del Estado, a la separación de poderes y a la independencia judicial", enfatizó ayer desde Málaga adonde se ha desplazado para esta Semana Santa.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

El PP argumenta su discurso en el hecho de que, a pesar de su candidatura a las elecciones autonómicas de Madrid, Iglesias seguirá siendo un interlocutor plenamente válido al continuar como líder de Podemos a la espera que Yolanda Díaz se presente a una consulta interna del partido en un futuro. 

De hecho, aunque desde el Gobierno ya han salido a negar la mayor, creen que la presión de Iglesias sobre Sánchez será ahora aún mayor que cuando ostentaba el Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030 al no tener que rendir cuentas ante el Congreso de los Diputados y poder controlar indirectamente los gabinetes de todos los ministros de Unidos Podemos.

En Unidos Podemos ven a Díaz e Iglesias como el tándem perfecto. La una de puertas hacia fuera y el otro de puertas hacia dentro.

La propia ministra portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, ha explicado que le corresponderá a Iglesias determinar "cómo y de qué manera establece la interlocución" y que los encuentros entre la ya vicepresidenta y el jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, dependerán del papel que Unidas Podemos "delegue" en ella. Aunque la vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo, por su parte, se ha apresurado a matizar a la baja las expectativas: "Iglesias ya no está en el Gobierno (...) es ahora el líder de un partido que está presente en el Gobierno de coalición y que hablará cuando corresponda y cuando sea necesario con el secretario general del PSOE, que es el presidente del Gobierno, para seguir avanzando en el cumplimiento de nuestros acuerdos", ha añadido.

Otro de los puntos en los que el PP estima que Iglesias puede redoblar su influencia es Cataluña. Este escenario ya lo han dibujado dirigentes nacionales del PP en los últimos años. Las buenas relaciones de Unidos Podemos con Esquerra Republicana (ERC) son un hecho. Y desde la derecha creen que la ausencia de responsabilidades gubernamentales del primero puede hacer que se afiancen con negociaciones paralelas que den alas una vez más a las tesis de aquellos a quienes consideran “los líderes golpistas”.

Una circunstancia sobre la que el PP ya alertó tras las elecciones catalanes ante la posibilidad de que En Comú Podem trabajara para acercar al PSC para la investidura de un president de la Generalitat de ERC. Una circunstancia que cobra fuerza tras el doble portazo de Junts a la investidura de Pere Aragonés.

En vídeo | Iglesias señala en su adiós que Podemos no se vende y trabaja para la mayoría

Más historias que te pueden interesar: