Nairo Quintana paró su entrenamiento para cumplir el sueño de un niño invidente

Cristhian Taramasco

Parecía una tarde lluviosa más en Boyacá, tierra del campeón del Giro de Italia y La Vuelta a España, Nairo Quintana. Sin embargo, el ciclista colombiano dejó su sello de humildad y grandeza al detenerse para cumplir el sueño de Daniel, fan de ‘Naironman’. Tanto el niño, en evidente estado de nerviosismo al tener tan cerca de su ídolo, como su familia se mostraron muy emocionados y agradecidos con el integrante del equipo Movistar, quien le repitió “tienes que ser fuerte para ser un campeón. Papitos te quieren ver crecer fuerte”.

Además de sus palabras, Quintana, quien buscará su segundo Giro este año, también le obsequió sus guantes y su termo de agua, un detalle no menor para un aficionado del ciclismo.

Este tipo de gestos son los que engrandecen a las figuras, generan recuerdos imborrables y suman nuevos aficionados al deporte en general ¡Enhorabuena, ‘Naironman’!

También te puede interesar:

Luces y sombres en el andar de Guillermo Ochoa en La Liga

Russell Westbrook y cómo Miguel Cabrera puede ser su espejo