México jugará contra Canadá en una ciudad que está de luto

Aficionados mexicanos en el Sports Authority Field, en Denver, Colorado, antes del encuentro entre México y Jamaica, Copa Oro 2017. / Foto: Getty Images
Aficionados mexicanos en el Sports Authority Field, en Denver, Colorado, antes del encuentro entre México y Jamaica, Copa Oro 2017. / Foto: Getty Images

La razón por la que México juega la Copa Oro en territorio estadounidense obedece, como todos sabemos, a una razón económica. El imán del tricolor mexicano es una mina de oro que muchos medios hemos tratado bajo diferentes tópicos.

Aún así llama la atención que la sede del próximo encuentro del combinado mexicano sea en una ciudad que a simple vista no atraiga ni albergue a una comunidad mexicana que pueda garantizar una buena entrada en un inmueble que puede albergar a más de 75 mil espectadores.

LEER | Uriel Antuna, el mexicano desconocido que todo mundo elogia tras golear a Cuba

Lo que puede sorprender a muchos es la cantidad de mexicanos que habitan este estado. Podríamos imaginar que estados fronterizos alojan el mayor número de connacionales, pero la realidad es otra. Colorado es el quinto estado con más mexicanos en los Estados Unidos, por encima de Nuevo México y Nevada, con más de 750 mil paisanos, según los últimos censos de este país vecino.

Frankie Hejduk pelea un balón con Braulio Luna en un paritdo amistoso entre México y Estados Unidos en el Invesco Field en Denver, Colorado, el 3 de abril de 2002. / Foto: Getty Images
Frankie Hejduk pelea un balón con Braulio Luna en un paritdo amistoso entre México y Estados Unidos en el Invesco Field en Denver, Colorado, el 3 de abril de 2002. / Foto: Getty Images

Con estos números Denver no podría ser considerada una plaza óptima para ver un partido oficial de México, pero los organizadores decidieron que así fuera y obedece quizá, a no darle tanta facilidad a nuestra selección para sus partidos de Copa Oro.

Suena absurdo, considerando que en todo el territorio estadounidense, lo que más abundan en nacionalidad, son nuestros compatriotas, por lo que prácticamente cualquier plaza puede gozar de un estadio lleno de mexicanos, se juegue contra quien se juegue.

Y en el papel, Canadá es más equipo que Cuba y Martinica. Los nortemericanos al menos han ganado en una ocasión la Copa Oro, en la edición de 2000, y han asistido al menos a una Copa Mundial de Fútbol (1986), lo que nunca ha ocurrido con las selecciones caribeñas antes mecionadas.

Denver es una ciudad que está de luto, Pat Bowlen de 75 años de edad, dueño de los Broncos de Denver murió hace unos días y se pueden encontrar aún aficionados en el estadio depositando flores y haciendo algún tipo de oración, que adquiriendo boletos en las taquillas.

El juego de la selección Mexicana contra Canadá será el primer evento deportivo después de la muerte de Mr. B, encuentro que parece no importarle mucho a los habitantes de esta ciudad y se refleja en la venta de entradas, que no ha alcanzado cifras que llamen la atención.

Los precios por sí mismos evidencian la razón del por qué se juegan estos partidos en suelo estadounidense, la entrada más barata cuesta 54 dólares mientras que la más cara vale 189.

Los Broncos planean más homenajes para su dueño fallecido. Se mostrarán los tres trofeos Vince Lombardi ganados durante el reinado de Pat Bowlen. Esta presentación de los Super Tazones ganados terminará una hora y media antes del reconocimiento del campo de las cuatro selecciones nacionales que jugarán aquí en Copa Oro.

LEER | Al negocio de la selección Mexicana de fútbol no le interesa la Copa América

Aún con 'todo eso en contra' no debe haber razón para no ganarle a Canadá o para no ganar la Copa Oro. Los números de México en el otrora Sports Authority Field, que a falta de patrocinador ahora se llama Broncos Stadium, arrojan dos victorias, un empate y una sola derrota, ante Estados Unidos en 2002.

Nunca se ha perdido aquí en un juego oficial.

Qué leer a continuación