Marcelo Gallardo: la Navidad especial del DT de River con sus hijos y antes de Boca y Palmeiras

LA NACION
·2  min de lectura

Marcelo Gallardo se permitió disfrutar de la Navidad en medio de la hiperexigente agenda que se le viene con River, muy distinta a todo lo que conoció hasta ahora como entrenador del equipo en este época del año. Con una sonrisa radiante se lo vio al Muñeco en una postal navideña que compartió en Instagram uno de sus hijos, Santino, y en la que también aparecen sus otros hijos Nahuel, Matías y el pequeño Benjamín. Fue el momento de refugiarse en la intimidad, en un día muy especial junto con su familia.

"Son lo más importante que me dio la vida, el trofeo máximo, cada uno de ellos. Intento ser un buen padre cada día, ser amigo de ellos y estar presente todo el tiempo", había mencionado en el streaming que compartió con Atilio Costa Febre, en el contexto por los festejos del último 9 de diciembre, en el segundo aniversario de la consagración en Madrid.

"Deberíamos enfocarnos en estos diez días en los que vienen las Fiestas. Vamos a estar cortando el pan dulce y pensando que tenemos que jugar partidos importantes dentro de poco", había comentado después de la victoria de River sobre Huracán, por la Copa Maradona.

Ahora, el calendario le quema: primero, evaluar la alineación que parará en la Bombonera ante Boca, el 2 de enero, por el certamen local. ¿Cuántos titulares entrarían en los once? Y tres días después sí, vendrá Palmeiras, el gran adversario en las semifinales de la Copa Libertadores.

"Hay que jugar dos partidos ahora. Todos los que vamos a jugar semifinales de una Copa como está será porque merecen estar y habrá que mostrar la diferencia en una serie compleja. Nos toca jugar contra uno de los invictos que es Palmeiras, que viene mostrando una buena solidez y un ataque poderoso. Enfrentaremos a un rival muy parejo", apuntó Gallardo.

Palmeiras implicará un duro cruce para River, ya que los números del equipo brasileño son impecables: está invicto en la actual Libertadores con ocho triunfos y dos empates y acumula 29 goles a favor y cuatro en contra. Enfrente, River no se queda atrás, con siete éxitos, dos empates y una derrota, más 31 tantos a favor y nueve en contra.