Manny Pacquiao: "No temo morir en la lucha contra el coronavirus"

LA NACION
lanacion.com

El boxeador filipino Manny Pacquiao, senador de su país, dijo que no teme al coronavirus: "No debés esconderte por el miedo a morir".

El multicampeón mundial de boxeo Manny Pacquiao, quien se desempeña como senador en su país Filipinas desde 2016, dijo que "no teme morir en la lucha por el coronavirus".

En diálogo con el periódico Manila Bulletin, Pac-Man exclamó: "Si te considerás un líder, tenés actual como tal. No debés esconderte por el miedo a morir. Esto es un caos y temo por lo que pueda suceder". Luego, boxeador agregó: "Tenés que guiar a las personas y dejar que la gente sepa que estás con ellas. Crecí siendo pobre. Sé lo que sienten".

Coronavirus. El motivador mensaje de Carlos Bianchi para cuidarse en la cuarentena

Pacquiao, actual campeón peso wélter AMB, donó, en coordinación con el empresario Jack Ma, dueño de la empresa china Alibaba, 50.000 kits de pruebas para detectar el coronavirus; material para protegerse contra la pandemia; y colectivos para trasladar a los trabajadores que lo necesitan.

En otras ocasiones, el legendario boxeador donó dinero para adquirir casas, establecimientos educativos, de salud y religiosos. En este caso, el ocho veces campeón mundial indicó que, de ser necesario, pondrá su propia vida en riesgo para ayudar a los ciudadanos filipinos a salir de esta crisis sanitaria.

Ferviente religioso, Pacquiao publicó también en Instagram un video donde reza por su pueblo: "Mi mensaje de oración a todos los filipinos y al mundo. ¡En toda crisis, ahí está Cristo!", dice el dirigente político en su grabación.

Filipinas tiene, hasta el momento, 636 casos positivos por coronavirus, y 38 muertes por la misma causa. Sin embargo, sólo el 0,0018% de la población fue sometida a la prueba de diagnóstico. Al igual que la Argentina y otros tantos países en el mundo, en el país asiático está declarada la cuarentena total.

Por su parte, la organización internacional Human Rights Watch (HRW), denunció que las personas que violan dicha disposición del gobierno en ese país, son sometidas al encierro en jaulas para perros, u obligadas a sentarse en el suelo bajo el sol.

Además, al norte de la capital de Filipinas, Manila, un policía mató a un hombre por presuntamente omitir el control sanitario. El argumento del agente fue que la víctima le había disparado primero.

Qué leer a continuación