Libertad lidera el Apertura paraguayo al vencer sufriendo a River Plate

Agencia EFE
·2  min de lectura

Asunción, 1 mar (EFE).- Libertad se erigió este lunes en líder en solitario del Apertura al vencer con mucho sufrimiento a un River Plate que jugó gran parte del encuentro con diez y que se adelantó en el marcador hasta que este se decantó por los locales (2-1), cerrando la quinta fecha del torneo.

Con la victoria del equipo de Daniel Garnero, el Gumarelo se ubica en primer lugar, con doce puntos, seguido por Olimpia y Guaraní, ambos con diez.

Sin embargo, Libertad se las vio y deseó para dar la vuelta a un partido en el que se mostró inoperante y falto de ideas, y que se le puso en contra recién comenzada la segunda mitad, cuando estaba en inferioridad de condiciones ante la expulsión de Nicolás Rojas, en la primera media hora de juego.

El tanto visitante fue un golazo de Alberto Contrera, un imparable zurdazo a pase de Diego Godoy que había dejado descolocado al arquero Ángel González.

Tras el jarro de agua fría, Libertad arremetió a fuerza de empuje, con el central Oscar Cardozo tirando del tren, y a quien se le anuló un gol por fuera de juego, tras recoger adelantado una pelota de Rodrigo Bogarín.

El empate llegó minutos después, a consecuencia de un penalti discutido por caída de Bautista Merlini en la disputa de un balón con Orlando Gallardo.

El especialista Cardozo no perdonó y batió de un zurdazo por el palo derecho a Daniel Azcona.

El segundo de Libertad, ya cerca del minuto 90, fue obra del defensa Alexander Barboa, al conectar un cabezazo que dio la tranquilidad y el liderato a los de Garnero.

No obstante queda una imagen de mediocridad exhibida principalmente en la primera parte, en la que Libertad no hizo una sola jugada de peligro.

Un Libertad atascado, controlando el balón, pero rayando la mediocridad.

Ni Enciso Espínola ni Iván Piris, la dupla organizadora de Garnero, tuvo su día, enmarañados ante un Kelito que se limitó a manejar a un Gumarelo que parecía jugar sin esquema.

Ni siquiera la expulsión de Rojas, a la media hora, despertó a los locales, que se vieron incapaces de aprovechar la ventaja numérica.

El triunfo deja como escoltas a Olimpia y Guaraní.

Olimpia logró tres puntos de oro el domingo, tras vencer en el superclásico a Cerro Porteño (2-0), en un duelo en el que ganó el más efectivo.

El equipo de Néstor Gorosito sacó partido de su superioridad técnica, expresada en los goles de Ramón Sosa y Jorge Recalde, que sentenciaron el choque y dejando al Ciclón, el actual campeón del Clausura, a cinco puntos de Libertad

Guaraní se colocó en esa posición tras vencer el sábado a domicilio a Sol de América (1-3).

Un Aborigen en racha que el miércoles enfrentará en casa, en encuentro de la Libertadores, a Royal Pari, al que arrasó en el partido de ida en Bolivia (1-4).

(c) Agencia EFE